El Pleno municipal aprueba por unanimidad una moción conjunta de apoyo a los trabajadores de Nissan

Los representantes del Comité de Empresa de Nissan aplauden la aprobación de la moción. / Foto: Antonio S. Sánchez

Todos los grupos políticos del Ayuntamiento se comprometen a apoyar y respaldar las actuaciones que se sigan desde el Comité de Empresa y exigirán a la compañía japonesa que cumpla los compromisos contraídos con las distintas administraciones manteniendo todos los puestos de trabajo y readmitiendo a los trabajadores despedidos en 2010.

El Pleno Ordinario de la Ayuntamiento de Ávila correspondiente al mes de octubre ha aprobado este viernes una moción conjunta de los cuatro grupos políticos municipales (PP, PSOE, UPyD e IU) para apoyar desde la institución a los trabajadores de Nissan, tras los últimos acontecimientos que han surgido en torno al posible despido de más de un centenar de ellos de la factoría abulense.

 

En esa moción conjunta, todos los responsables políticos del Consistorio se comprometen a apoyar y respaldar las actuaciones que se sigan por parte del Comité de Empresa, además de que exigirán a la empresa japonesa la adopción de acuerdos que garanticen el presente y futuro de la compañía en la capital abulense, “buscando la mayor competitividad cumpliendo los compromisos contraídos con las distintas administraciones y asegurando el mantenimiento de todos los puestos de trabajo de la plantilla actual y la readmisión de los 17 trabajadores despedidos en el año 2010”.

 

En el Pleno han estado presentes 14 representantes del Comité de Empresa de Nissan en Ávila, que han agradecido la postura institucional con un sonoro aplauso cuando el alcalde, Miguel Ángel García Nieto, ha anunciado su aprobación por unanimidad. Entre ellos se encontraba el presidente de los representantes sindicales de la fábrica, Iván Zazo, que ha valorado positivamente el acuerdo asegurando que “nos gusta ver que las instituciones al final se comprometen con los ciudadanos y que exigirán que se cumplan los acuerdos pactados”.

 

Zazo ha destacado que “aquí hemos visto que el Ayuntamiento se ha puesto no sólo de parte de los trabajadores de la plantilla, sino también por aquellos que se vieron afectados por el Expediente de Regulación de Empleo de 2010”, y anunció que “vamos a utilizar todos los altavoces para nuestras exigencias, como es hoy el caso del Ayuntamiento”.

 

El principal representante de los trabajadores de la factoría también recordó “el drama que hay detrás de todo esto”, y recordó que “en el Pleno se ha recordado cómo cuando se cerró Lear y se realizó aquella multitudinaria manifestación, los compañeros hablaban desde el punto de vista sentimental de lo que habían dejado, de cómo dejaban atrás sus vidas, su trabajo y su esfuerzo por la compañía”, y, esto, apuntó “es lo mismo”.

 

Zazo concluyó asegurando que “al final, lo que no puede ser es que tantas y tantas generaciones de abulenses hayan dejado su vida, su sudor y su esfuerzo, que hayamos entendido en muchos casos que tenemos que hacer muchos más esfuerzos de los que se han hecho si cabe, y que la compañía no lo valore. Tienen que entender que hablan de personas, de familias, y que los compromisos están para cumplirlos, porque nosotros hemos cumplido”.

 

García Nieto, por su parte, en representación de todos los miembros de la corporación, ha destacado que “la empresa puede ampliar su competitividad, pero no a costa de puestos de trabajo”, porque “recibió de parte de varias administraciones, entre ellas esta, un trato preferencial con el objetivo de asegurar su futuro en Ávila y adquirieron una deuda y un compromiso” y comentó a los representantes del Comité que “aquí tenéis unos aliados y todo lo que ustedes acuerden lo vamos a respaldar”.

Noticias relacionadas