El nuevo Real Ávila de Toni Ayala buscará salir del pozo ante un rival directo

Toni Ayala, entrenador del Real Ávila, durante la rueda de prensa. / Foto: Antonio S. Sánchez

El conjunto encarnado se enfrenta este fin de semana en la decimocuarta jornada del grupo VIII de la Tercera División al CF Salmantino, rival del que sólo les separa un punto en la clasificación, con las bajas importantes de Josito y Álex Rabadán por sanción, y de David y Adrián por lesión.

El recién estrenado entrenador del Real Ávila, Toni Ayala, tendrá su segundo reto este fin de semana en el campo del CF Salmantino, en un partido ante un rival directo que puede servir para empezar a sumar puntos de cara a acabar con la mala racha de resultados que se viene cosechando desde que se inició la temporada y salir de los puestos de descenso, objetivo que el canario se ha marcado a corto plazo.

 

El partido es propicio para que el conjunto encarnado comience a ganar partidos, ya que se trata de un equipo que, actualmente es decimoséptimo en la clasificación con sólo un punto más que los abulenses, por lo que una victoria supondría empezar a escalar puestos, premisa necesaria para salir de la zona roja, y más viendo que se acerca un calendario complicado en las próximas jornadas.

 

Sin embargo, también habrá que tener muy en cuenta el tema de las bajas, cuya lista incluye las de David y Adrián por lesión, y las de Josito y Álex Rabadán por sanción, en el primero de los casos por la roja que vio en el partido contra la Segoviana y el segundo por acumulación de amonestaciones.

 

En este tema, Ayala hizo especial hincapié en la baja de Álex, ya que “se trata de un futbolista diferente” al que definió como “un jugador que coge la responsabilidad y que es capaz de enlazar con la delantera e incluso hacer jugadas como la del otro día que levanto al estadio”, y destacó que “en esa posición sólo están Kilian y él y habrá que ver las posibilidades y decidiremos para que este lo mejor cubierta posible”. En cuanto a Adrián,  que sufrió un esguince cervical, anunció que “parece que va mucho mejor ay a ver si la próxima semana puede empezar a correr”.

 

Como ya advirtió la semana pasado, en los días previos al partido frente a la Gimnástica Segoviana, “el equipo ha estado trabajando muy bien”, y de cara a esta nueva prueba de fuego, “se sabe de la importancia del partido y vamos a salir a por él para cambiar esta racha negativa”.

 

Ayala también volvió a incidir en que “tenemos que ser aparte de entrenadores psicólogos” para  que “tengan tranquilidad a lo largo de todo el partido” y señaló que “estoy tratando de meterles mi sello y mi manera de trabajar e intensidad a los jugadores, pero apenas llevo ocho días y necesitamos tiempo”.