El 'MVP' De Colo guía al CSKA a la final cuatro años después

De Colo se encargó de liderar a su equipo ante el voluntarioso Lokomotiv

El CSKA Moscú cumplió (88-81) con su favoritismo en la semifinal rusa ante el Lokomotiv en un estreno de la 'Final Four' de la Euroliga en Berlín en la que el cuadro rojo llevó la voz cantante y espantó fantasmas en el último tramo.

 

FICHA DEL PARTIDO

 

CSKA MOSCÚ: De Colo (30), Higgins (7), Vorontsevich (9), Kurbanov (4) y Hines (8) --cinco inicial--; Teodosic (8), Jackson (-), Lazarev, Fridzon (13) y Khryapa (9).

 

LOKOMOTIV KUBAN KRASNODAR: Delaney (26), Voronov (-), Broekhoff (10), Claver (2) y Randolph (13) --cinco inicial--; Bykov (-), Draper (17), Janning (7), Singleton (6) y Zubkov (-).

 

PARCIALES: 23-12, 24-25, 21-22 y 20-22.

 

ÁRBITROS: Lamonica (ITA), lottermoser (ALE), Javor (SLO). Sin eliminados.

 

PABELLÓN: Mercedes-Benz Arena.

Los de Dimitris Itoudis dominaron ante un debutante que buscó la sorpresa. El cuadro de Moscú volvió a una final continental cuatro años después, pero antes tuvo que sujetar los nervios de ver acercarse al rival. Pese al momento de tensión, el CSKA buscará volver a reinar como hiciera por última vez en 2008.

 

Al Lokomotiv le pudo la presión y tuvo que ir a remolque durante todo el encuentro. Su primera presencia en una 'Final Four' comenzó siendo un suplicio, sufriendo en carnes la calidad del 'MVP' de la Euroliga, Nando de Colo. Con 10 puntos del francés en el primer cuarto, el cuadro de Moscú mandó sin miramientos (23-12). A partir de ahí, los de Georgios Bartzokas no dejaron de remar.

 

Con un dominio paulatino del rebote, el 'Loko' apretó el encuentro pero se encontró con los 'mil' recursos del gigante rojo. Fridzon, fiel escudero del base francés, Kurbanov y Hines sofocaron el intento de reacción del cuadro de Krasnodar. Delaney monopolizó el ataque del Lokomotiv de inicio pero pronto encontró a Randolph y Draper.

 

La semifinal por momentos se convirtió en un toma y daca entre De Colo y Delaney, con el Lokomotiv aguantando de pie hasta ponerse a seis puntos a poco más de dos minutos del final del tercer cuarto. Un nuevo arreón de los de Itoudis llegó a poner el marcador 16 arriba para el CSKA en un inicio de último cuarto frío en el 'Loko'.

 

Sin embargo, el acierto volvió en tromba, del mismo modo que al rival y al mismísimo De Colo, que terminó con 30 puntos, se le cruzaron los cables por momentos. Malas decisiones y algo de más paciencia en rival, y al CSKA le tocó espantar fantasmas de anteriores 'Final Four'. Con 82-75 y dos minutos por delante, el hexacampeón de Europa no perdonó la ocasión de poder demostrar ser el mejor.