El Lienzo Norte se erige como modelo de iniciación para alumnos de arquitectura de Valencia

Ana Torres y Juan Carlos Piquer muestran a Gonzalo Súnico una parte de la exposición. / Foto: Antonio S. Sánchez

El Centro de Congresos y Exposiciones Lienzo Norte de Ávila acoge hasta el próximo 1 de marzo la exposición 'El Lienzo dibujado', un reflejo de la introducción de los alumnos de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de la Universidad Politécnica de Valencia en los procesos gráficos de comprensión espacial y de ideación formal.

El Centro de Exposiciones y Congresos 'Lienzo Norte' de la capital abulense ha sido testigo de la inauguración de la exposición 'El Lienzo Dibujado', una muestra de trabajos de unos 350 estudiantes de primer curso de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de la Universidad Politécnica de Valencia, en la que se representa el edificio de Francisco Mangado desde diferentes perspectivas y puntos de vista, pero siempre con un trasfondo técnico y arquitectónico.

 

Para su puesta de largo, acompañados de varios miembros del Colegio de Arquitectos de Ávila, han estado presentes en Ávila los dos comisarios de la exposición y profesores del centro universitario valenciano, Juan Carlos Piquer y Ana Torres, que han explicado que "el resultado de estos trabajos es un conjunto de dibujos que plasman la forma en la que los alumnos se enfrentan a un edificio por primera vez para interpretarlo, estudiarlo y convertirlo en pequeñas obras de arte que mezclan el dibujo técnico con la acuarela o el collage, el dibujo a mano alzada y el color".

 

La exposición 'El Lienzo Dibujado' es el reflejo de la introducción de los alumnos de la Escuela valenciana en los procesos gráficos de comprensión espacial y de ideación formal, la forma de iniciarse en los procesos de ideación formal a través del dibujo y el comienzo de lo que será su trabajo en el futuro.

 

De esta manera, según explican los comisarios de la muestra, con este tipo de trabajos, los alumnos "se sumergen en la arquitectura por primera vez, al menos desde la óptica del arquitecto", ya que, comentan "están sometidos a una serie de estímulos arquitectónicos complejos, forzados a representar aquello que siempre han visto, pero por lo que nunca se han visto en la necesidad de pensar y entender”.

 

El Lienzo Norte se convierte en protagonista de la exposición, porque, explican, "su complejidad formal y espacial lo hace idóneo para convertirse en el objeto de este proceso de ideación, en el que el alumno dibuja y comprende los recorridos funcionales, la riqueza espacial, la íntima relación del edificio y su entorno singular. Una pieza de grandes dimensiones, que lejos de pretender erigirse en protagonista singular, se repliega ante la presencia de una ciudad única como Ávila, y de otra pieza arquitectónica de incalculable valor paisajístico como es la Muralla".

 

El objetivo final, concluyen, es que "el alumno entienda toda esta compleja trama de relaciones y representarla en su dibujo. Una obra gráfica de carácter analítico más que figurativo, porque el objetivo no es representar sin más, sino entender e interiorizar, para posteriormente poder integrar estos conocimientos en su propia obra arquitectónica".

 

La exposición se mantendrá expuesta en la sala principal del Lienzo Norte hasta el próximo 1 de marzo en horario normal de taquilla.