El Gobierno sancionará a las administraciones que no paguen a tiempo

El secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta, ha anunciado este jueves que el Gobierno presentará en julio una reforma de ley que incluirá "sanciones" a las administraciones que "no paguen" sus facturas en un máximo de "30 días" con el objetivo de asegurar el control de la deuda comercial y reducir la morosidad del sector público.

Durante la inauguración del IV Encuentro Morosidad de las Administraciones Públicas organizado por Unidad Editorial, Beteta ha sostenido que se trata de "poner al mismo nivel" el control del déficit público y el pago a tiempo para que los desajustes generen "impagos" hacia las empresas y, consecuentemente, "destrucción de empleo". "Todas las administraciones tendrán que cumplirlo", ha subrayado.

"Un marco más fiable, más disciplina fiscal y más seguimiento. Tenemos que hacer lo que podemos pagar. La Administración es la mayor empresa del país y tenemos que dar ejemplo y ha de ser seña de identidad en la lucha contra la mora como principio inherente de la sostenibilidad financiera. El cumplimiento de los periodos legales de pago ya no será una excepción, será la norma", ha defendido.