El "esqueleto" de la ley de ordenaciĂłn del territorio incluye la aprobaciĂłn del mapa de unidades bĂĄsicas

Se elaborarĂĄ un mapa en el que se especifiquen las unidades bĂĄsicas de ordenaciĂłn y servicios del territorial rural

El consejero de la Presidencia de la Junta de Castilla y LeĂłn, JosĂŠ Antonio de Santiago-JuĂĄrez, ha presentado este lunes a las organizaciones polĂ­ticas y sociales el "esqueleto" de la futuro ley de ordenaciĂłn, servicios y gobierno del territorio de la Comunidad en la que se establecerĂĄ la aprobaciĂłn del mapa de unidades bĂĄsicas a travĂŠs de un Decreto para facilitar sus futuras modificaciones y una norma con rango de ley que regule la participaciĂłn de las entidades locales en los ingresos de la Comunidad.

De Santiago-JuĂĄrez ha confiado en que el proyecto de ley pueda estar aprobada por la Junta a finales de aĂąo para iniciar asĂ­ su tramitaciĂłn parlamentaria. De este modo, tras dar luz verde al esta ley, se establecerĂĄ un plazo de tres mes para aprobar otra norma con rango de ley que, de acuerdo con la Ley Reguladora de Bases de RĂŠgimen Local, regule la participaciĂłn de las entidades locales en los ingresos de la Comunidad.

AdemĂĄs, de forma paralela, se elaborarĂĄ un mapa en el que se especifiquen las unidades bĂĄsicas de ordenaciĂłn y servicios del territorial rural, un documento que se someterĂĄ a informaciĂłn pĂşblica y se aprobarĂĄ por decreto para en un plazo de en torno a tres meses desde la aprobaciĂłn de la Ley.

La Mesa de OrdenaciĂłn del Territorio se ha reunido este lunes y en ella, como ha explicado De Santiago-JuĂĄrez, todas las entidades han evaluado de forma "muy positiva" el acuerdo de mĂ­nimos alcanzado entre la Junta y el PSOE en materia de ordenaciĂłn, ya que, con la rĂşbrica de ese documento se ha cumplido una de las "peticiones" de las organizaciones que participan en el proceso.

De este modo, el tambiĂŠn portavoz de la Junta ha apuntado que la situaciĂłn para cerrar un acuerdo en la mesa es "mĂĄs favorable" de lo detectado en su Ăşltima reuniĂłn de junio. "El aire sopla a favor", ha asegurado,

En el encuentro se ha informado ademĂĄs de las alegaciones al modelo de ordenaciĂłn que la Junta presentĂł en junio, al tiempo que se ha explicado que desde maĂąana los interesados podrĂĄn ver la respuesta a sus propuestas en la web de la Junta.

No obstante, el grueso de la reuniĂłn se ha centrado en el anĂĄlisis del "esqueleto" de esta norma que consta de un tĂ­tulo preliminar, cuatro tĂ­tulos, ademĂĄs de disposiciones adicionales, transitorias, finales y derogatorias.

En el tĂ­tulo principal se definen los objetivos de esta ley que son, como ha destallado el consejero de la Presidencia, el establecimiento de un marco legal que regule los ĂĄmbitos geogrĂĄficos, estructurar los servicios que presta el Gobierno de la Comunidad de acuerdo con el nuevo modelo territorio y potenciar las fĂłrmulas de gobierno local de carĂĄcter asociativo voluntario de acuerdo con el Estatuto de AutonomĂ­a y la legislaciĂłn bĂĄsica vigente.

Todo ello con un Ăşnico fin fundamental y "bĂĄsico", el de "mejorar la prestaciĂłn de servicios a los ciudadanos. "Queremos ser mĂĄs eficientes, eliminar burocracia y hacer la vida mĂĄs fĂĄcil y cĂłmoda a los ciudadanos", ha insistido De Santiago-JuĂĄrez.

LA LEY
El tĂ­tulo primero de esta Ley, denominado 'De la OrdenaciĂłn del Territorio', estarĂĄ dedicado a la definiciĂłn de las unidades bĂĄsicas de ordenaciĂłn, donde se definirĂĄn las rurales y las urbanas con sus caracterĂ­sticas esenciales como la poblaciĂłn, el nĂşmero de municipios, las distancias y las peculiaridades orogrĂĄficas.

En este apartado se incluye la elaboraciĂłn del mapa de unidades bĂĄsicas de ordenaciĂłn y servicios del territorio rural, que se aprobarĂĄ por decreto tras la correspondiente informaciĂłn pĂşblica. AdemĂĄs se definirĂĄn las ĂĄreas funcionales, tanto las estratĂŠgicas como las estables.

El tĂ­tulo segundo, 'De los servicios autonĂłmicos en el territorio', constarĂĄ des dos capĂ­tulos, en el primero se abordarĂĄ la adecuaciĂłn de los servicios autonĂłmicos al mapa de unidades bĂĄsicas del ordenaciĂłn y servicios, donde se abarca desde la protecciĂłn civil, al transporte a la demanda, asistencia sanitaria o educaciĂłn, mientras que en el segundo se aborda la duplicidad de servicios autonĂłmicos y locales.

El tĂ­tulo tercero, 'Del Gobierno y la AdministraciĂłn del territorio, se completa con cinco capĂ­tulos, en los que se establecerĂĄn los principios de la gobernanza local y las entidades de gobierno y la administraciĂłn local, donde se definirĂĄn las mancomunidades de interĂŠs general, las rurales y las urbanas.

Asimismo se dedica con capĂ­tulo a las competencias locales, donde este establecerĂĄ un catĂĄlogo de competencias y funciones, y otro sobre el rĂŠgimen econĂłmico-financiero local.

Por Ăşltimo, el tĂ­tulo cuarto se centrarĂĄ en las relaciones interadministrativas entre Comunidad y entidades locales.

Las disposiciones adicionales se centran en la modificaciĂłn necesaria de determinadas leyes y excepciones como el Condado de TreviĂąo, El Bierzo o el periodo mĂĄximo en el que la Junta se harĂĄ cargo de las competencias impropias.

Finalmente, en las disposiciones finales se especifica que en el plazo de tres meses desde la entrada en vigor de esta ley se aprobarĂĄ una norma, con rango de ley, que regule la participaciĂłn de las entidades locales en los ingresos de la Comunidad.

Como ha explicado De Santiago-JuĂĄrez ĂŠste serĂ­a el "esqueleto" de una norma que en el plazo de un mes ya estarĂĄ dotada de "mĂşsculo".