El convento de La Santa realizó una peregrinación al Vaticano con casi cuarenta integrantes

Los peregrinos, junto a una escultura de Santa Teresa.

El padre y prior de los Carmelitas David Jiménez Herrero acompañó a la expedición abulense hasta la Ciudad del Vaticano, donde tuvieron la oportunidad de asistir a la Audiencia General que el Papa Francisco realiza todos los miércoles en la plaza de San Pedro.

La peregrinación abulense tuvo la oportunidad de celebrar una eucaristía en la Iglesia romana  de Santa Maria de la Victoria, lugar donde se encuentra la famosa escultura del Éxtasis de Santa Teresa de Bernini, también conocida como la Transverberación de Santa Teresa. Asimismo el grupo encabezado por el Prior de la Santa, también visito la ciudad de Asís, lugar de nacimiento de San Francisco de Asís