El Complejo Asistencial de Ávila a la cabeza en la reducción de las listas de espera en la región

El número de pacientes en lista de espera en los hospitales de Castilla y León cayó un 28 por ciento desde el 1 de abril de 2013, cuando se puso en marcha el Plan de Mejora para reducir dichos listados, hasta el 31 de diciembre del mismo año. Por centros, el Complejo Asistencial de Ávila fue el que más redujo su lista, un 56 por ciento.

 El número de pacientes en lista de espera en los hospitales de Castilla y León cayó un 28 por ciento desde el 1 de abril de 2013, cuando se puso en marcha el Plan de Mejora para reducir dichos listados, hasta el 31 de diciembre del mismo año, mientras que el plazo de demora media se redujo en otro 24 por ciento.

 

Así, al acabar 2013 el número de pacientes en lista de espera era de 28.306; es decir, 11.078 menos que en marzo (39.384), en tanto que la demora media pasó de 114 a 84 días.

 

   Por centros, el Complejo Asistencial de Ávila fue el que más redujo su lista, un 56 por ciento, mientras que el Hospital Clínico Universitario de Valladolid continúa como el que acumula más días de demora, 145 días, y el de Burgos, más pacientes en espera, 4.135. Asimismo, el Complejo Asistencial de Palencia fue el que menos redujo su lista de espera porcentualmente, cinco puntos, aunque se configura como el centro con menor tiempo de demora media (36 días) y una lista de espera de 875 pacientes, tras reducir su número en 50.

 

   En concreto, el número de pacientes en lista de espera en Ávila era de 1.373, con un tiempo medio de espera de 72 días y una reducción de 1.740 pacientes entre abril y diciembre. Por su parte, el Complejo Asistencial de Burgos registró un descenso en sus listas de espera de 2.245 pacientes (-35 por ciento), con una demora media de 87 días. Sin salir de esta provincia, el Hospital Santiago Apóstol de Miranda de Ebro tuvo un descenso de 249 pacientes (24 por ciento), con una lista de 800 y una demora media de 91 días, y el Santos Reyes de Aranda de Duero, una caída de 549 pacientes (-47 por ciento), lo que arroja una lista de 611 personas y 53 días de demora media.

 

   Por lo que se refiere a la provincia de León, el Complejo Asistencial de la capital registró una caída del 14 por ciento, con 610 pacientes menos, 69 días de demora media y 3.698 personas en espera, en tanto que el Hospital del Bierzo redujo su lista en un 30 por ciento (1.036 pacientes menos), con lo que se quedó en 2.413 pacientes en espera con una demora media de 99 días.

 

   En Salamanca la caída fue del 17 por ciento (766 pacientes menos, 3.865 en espera y 67 días de demora); del seis por ciento en Segovia (124 pacientes menos, 1.818 en espera y 75 días de demora); del 19 en Soria (135 pacientes menos, 582 pendientes --la menor lista de la Comunidad-- y 43 días de demora), y del diez en Zamora (140 pacientes menos, 1.332 pendientes y 46 días de demora).

 

   En el caso de la provincia de Valladolid, la caída de las listas fue del 43 por ciento en el Clínico (2.932 pacientes menos, 3.887 pendientes y 145 días de demora); del 14 por ciento en el Río Hortega (423 pacientes menos, 2.518 pendientes y 88 días de demora), y del 17 por ciento en el Hospital Comarcal de Medina del Campo (79 pacientes menos, 399 pendientes y 44 días de demora).

 

 El rendimiento quirúrgico también ha experimentado mejoría a lo largo de estos meses, pues entre abril y diciembre de 2013 se incrementaron un 18 por ciento los quirófanos en funcionamiento al aumentar su funcionamiento en horario de tarde --se ha pasado de 154 a 174 quirófanos programados en funcionamiento--, así como el tiempo disponible para las intervenciones quirúrgicas, que aumentó un 14 por ciento. Las intervenciones quirúrgicas suspendidas se han reducido en un cuatro por ciento.

 

   En lo referido al refuerzo de las plantillas, durante el periodo en el que ha estado en marcha el Plan de Mejora, la Gerencia Regional de Salud contrató para este periodo y con destino a los distintos hospitales nuevos equipos quirúrgicos con un total de 128 profesionales, para lo que se destinó un presupuesto de 2.489.915 euros. Sacyl ya ha autorizado la renovación o contratación de 150 profesionales durante los primeros seis meses de 2014, después de que en 2013 no se llegara a completar el máximo de contrataciones previstas (156), debido a algunos problemas para encontrar anestesistas en el Hospital del Bierzo o traumatólogos en el de Ávila.

 

   Globalmente la actividad quirúrgica realizada en 2013 se ha incrementado en un 7,4 por ciento respecto al año anterior, con un total de 158.750 intervenciones quirúrgicas. De ellas, 24.508 fueron de carácter urgente y 115.786, programadas (de las cuales, 6.220 se han realizado en centros concertados). Así, el 96 por ciento de la actividad quirúrgica se ha realizado en centros públicos.

 

PRIORIDAD PARA CASOS URGENTES

.

    En cuanto a estas prioridades, la primera se refiere a pacientes cuyo tratamiento quirúrgico no admite una demora superior a 30 días; la segunda, relativa a pacientes cuya situación clínica o social admite una demora relativa, con un plazo recomendable inferior a 90 días, y la tercera corresponde a pacientes cuya patología permite una demora en el tratamiento, ya que no produce secuelas importantes.

 

La migración de datos y la adaptación a esos códigos de prioridades se realizarán a través de una nueva aplicación informática denominada 'Catia', cuya instalación "ya está prácticamente finalizada" en todos los centros hospitalarios de la Comunidad.