El Celler de Can Roca diseña los menús para la expedición de Carlos Soria al Annapurna

Carlos Soria junto al chef Jordi Roca

El Celler de Can Roca ha diseñado los menús que la Expedición BBVA del alpinista abulense Carlos Soria llevará a los campos de altura del Annapurna (8.091 m). El propio Jordi Roca será el encargado de elaborarlos puesto que acompañará a la Expedición hasta el Campo Base de este ochomil.

Carlos Soria y la Expedición BBVA 2015 contará con un compañero de excepción: Jordi Roca, chef del Celler de Can Roca y considerado en 2014 como el mejor repostero del mundo.

 

Los hermanos Roca, además de ser referentes mundiales y desarrollar una cocina creativa del más alto nivel, trabajan en diferentes líneas de investigación culinaria. Una de ellas, la liofilizacion, será la gran protagonista de un menú histórico y vanguardista, especialmente diseñado por Jordi Roca desde sus fogones en Girona, y que será cocinado por los miembros de la Expedición BBVA en su camino hacia la cumbre del Annapurna.

 

Jordi Roca acompañará a Carlos Soria y al resto de la expedición para darles a conocer sus aportaciones y para adentrarse en el mundo de la cocina nepalí. Nathi Sherpa, cocinero en las últimas Expediciones BBVA y protagonista del libro de ‘Recetas de cocina para situaciones límite’, hará de perfecto anfitrión al reconocido chef.

 

El alpinista ha visitado en los últimos meses El Celler de Can Roca, en Girona, para intercambiar impresiones con Jordi Roca y su equipo. “Era importante que Jordi supiera las condiciones reales del Campo Base. Nathi, nuestro cocinero, utiliza bidones con hielo para conservar la carne, fabrica hornos con ollas y piedras calientes… cosas a las que no estarán acostumbrados en el mejor restaurante del mundo”, comenta Carlos Soria.

 

Jordi Roca y Yunju Choi, cocinera coreana del departamento de investigación de El Celler de Can Roca, han trabajado durante meses en la elaboración de diferentes alimentos liofilizados. “Para nosotros ha sido todo un reto diseñar productos que conserven el nivel de nuestra cocina a pesar de las condiciones en las que cocinan a tanta altura”, señala Jordi Roca. “Estamos trabajando en una línea de menús liofilizados que la expedición pueda llevar durante los ascensos. Carlos podrá tomar arroz con perdiz, sopa de ajo o sepia con guisantes a más de 7.000 m de altura. El verano pasado, también junto a BBVA llevamos El Celler muy lejos en una gira que nos llevó a países como Perú, México, Colombia o los Estados Unidos, ahora vamos a llevar nuestra cocina lo más alto que podamos”.

 

“A la hora de afrontar una cima como el Annapurna, la alimentación y la hidratación son fundamentales”, afirma Carlos Soria. “Hasta ahora, nuestro cocinero nos cuidaba y nos prepara platos excelentes, pero contar con Jordi Roca será todo lujo”.