El Audi A7 Sportback se renueva para el mercado español

La gama incluye de cinco motores, dos de gasolina y tres diésel, a la que se une el avanzado propulsor del S7, con tecnología cylinder on demand.

Diversos retoques estéticos, junto a nuevas configuraciones mecánicas, dan un aspecto más actual al impactante coupé de cinco puertas de la gama Audi, un coche que causó sensación cuando se lanzó al mercado en el año 2010. Las primeras unidades de los renovados A7 Sportback y S7 Sportback, de los que ya se admiten pedidos, llegarán a los concesionarios españoles a lo largo del mes de septiembre, con unos precios que oscilan entre los 60.310 y los 99.520 euros.

 

Con sus imponentes 4,97 metros de longitud y un diseño elegante y espectacular, el nuevo Audi A7 ofrece ahora un aspecto aún más deportivo. Desde el punto de vista estético, los cambios más relevantes se centran en la parrilla Singleframe, los paragolpes, las salidas de los escapes y los faros. Estos incorporan ya de serie la tecnología LED y, opcionalmente, se pueden solicitar los de tipo matrix LED, que proporcionan siempre la máxima capacidad de iluminación posible sin deslumbrar a los usuarios que vienen de frente. Cuando se montan los faros matrix LED, los intermitentes delanteros son de señalización dinámica progresiva, un sistema que en los pilotos traseros es de serie en toda la gama.

 

Por lo que respecta a la oferta mecánica, Audi ofrece para el nuevo A7 Sportback la posibilidad de elegir entre cinco potentes y eficientes motores: dos de gasolina y tres diésel, con potencias que van desde los 218 CV hasta los 333 CV. A ellos hay que sumar el propulsor del Audi S7 Sportback, un 4.0 litros de 450 CV que emplea la innovadora tecnología Audi cylinder on demand (COD). Todos cumplen la norma de emisiones Euro 6. 

 

La versión de entrada a la gama A7 es la equipada con el motor 2.0 TFSI de 252 caballos, que va asociado a la caja de cambios S tronic de siete velocidades. Su precio es de 60.310 euros y, por ahora, sólo está disponible con tracción delantera, pero para final de año se ampliará la oferta con una variante de tracción integral quattro.

 

En el siguiente escalón encontramos la versión menos potente del V6 TDI, con 218 CV.  Con tracción delantera consume sólo un promedio de 4,7 litros/100 km, lo que corresponde a unas emisiones de CO2 de 122 gramos por kilómetro, y su precio es de 63.120 euros. El Audi A7 Sportback con este mismo motor y tracción quattro cuesta 66.220 euros. Ambos utilizan también la transmisión S tronic de doble embrague y siete marchas.

 

El nuevo V6 3.0 TDI clean diesel de 272 caballos incluye tecnologías innovadoras, como el sistema de descontaminación de los gases de escape con catalizador y filtro de partículas integrados en una sola unidad. Siempre va unido a la tracción quattro y al cambio S tronic de siete velocidades, y su consumo es de 5,2 litros/100 km, con unas emisiones de 136 g/km de CO2. El precio de esta variante es de 69.920 euros.

 

La gama continúa con el otro motor de gasolina, un 3.0 litros TFSI de 333 caballos, que emplea la misma caja de cambios que los anteriores y el sistema de tracción integral quattro. Con esa configuración, el A7 Sportback cuesta 72.010 euros. El motor diésel más potente es el 3.0 TDI biturbo, que rinde 320 CV y va unido a una transmisión tiptronic de ocho marchas. El precio de esta versión es de 73.570 euros.

 

Más adelante se ofrecerá una edición especial del nuevo Audi A7 Sportback, para conmemorar los 25 años de esta tecnología. En el 3.0 BiTDI competition el motor V6 3.0 TDI biturbo ha sido afinado para lograr una potencia máxima de 326 CV, con un par motor de 650 Nm. Esto le permite acelerar de 0 a 100 km/h en apenas 5,1 segundos. En la parte superior de la gama se encuentra el S7 Sportback, equipado con un motor 4.0 TFSI de gasolina que desarrolla una potencia de 450 caballos. Este exclusivo modelo tiene un precio de 99.520 euros. Como versión más potente y deportiva, el Audi RS 7 Sportback, con el motor V8 de 560 CV, también llegará a la gama tras el verano. 

 

La carrocería del nuevo Audi A7 Sportback está compuesta principalmente de aluminio y aceros de alta resistencia. Es extraordinariamente ligera y está diseñada para un máximo confort acústico. En el habitáculo, donde se respira el mismo aire deportivo del exterior, destaca un salpicadero que transmite impresión de ligereza y elegancia, y en el que también tienen cabida nuevos materiales, como el aluminio con inserciones de nogal Beaufort y el cuero tipo Valcona, ambos con un impresionante acabado.