El Atleti está de dulce

El Atlético de Madrid prolóngo en Zorrilla su dulce momento tras doblegar al Real Valladolid (0-2) en un partido de la quinta jornada, que resolvieron los goles de Raúl García, que marcó de cabeza, y Diego Costa, que no falló ante sus excompañeros violetas

FICHA TÉCNICA.

   --RESULTADO: REAL VALLADOLID, 0 - ATLÉTICO DE MADRID, 2 (0-0, al descanso).

--ALINEACIONES:

   REAL VALLADOLID: Mariño; Rueda, Peña, Bergdich, Rukavina; Rossi, Sastre, Ebert (Alcatraz, min.82), Omar (Osorio, min.56); Guerra (Manucho, min.74) y Rama.

   ATLÉTICO DE MADRID: Courtois; Manquillo, Godín, Luis Filipe, Miranda; Mario Suárez, Gabi, Koke (Baptistao, min.84), Raúl García (Cebolla Rodríguez, min.76); Diego Costa y Villa (Arda Turan, min.57).

--GOLES:

   0 - 1, min.56, Raúl García.

   0 - 2, min.71, Diego Costa.

   --ÁRBITRO: Álvarez Izquierdo (c.catalán). Amonestó con tarjeta amarilla a Mario Suárez (min.16) y Gabi (min.68) en el Atlético; y a Sastre (min.12) y Rossi (min.56) en el Real Valladolid.

   --ESTADIO: Nuevo Zorrilla.

Los de Diego Pablo Simeone van en serio. Muy en serio. Los colchoneros no bajan el pistón y totalizan 15 puntos, todos los posibles. En Pucela volvieron a apostar por la misma fórmula: solidaridad, esfuerzo y acierto. Los tres ingredientes que definen a este Atlético del 'Cholo'.

 

El triunfo en Pucela, el tercero consecutivo en Zorrilla, se fraguó en la segunda mitad, cuando se desataron los colíderes del campeonato. El acto final activó a los colchoneros, que sólo habían dado un aviso hasta el momento por mediación de Godín, que estrelló en el larguero (min.35) un cabezazo a la salida de un córner.

 

A partir de entonces se desató el vendaval del Atlético. El primero en asustar la meta de Mariño --de los mejores en el Valladolid-- fue Raúl García, que desaprovechó con todo a su favor un mano a mano a bocajarro. Sin embargo, el centrocampista navarro se desquitó apenas 60 segundos después.

 

Un balón aéreo de Koke --que estuvo de sobresaliente-- lo peinó el pamplonica, que sorprendió al meta local con una parábola inalcanzable. El 0-1 hizo saltar de alegría al 'Cholo', que acto seguido decidió guardar la exigua ventaja para matar el partido a la contra. Villa dejó su sitio a Arda Turan y el envite cambió por completo.

 

El turco, que está a otro nivel, mejoró la fluidez en los metros finales y oxigenó la sala de máquinas cuando más hacía falta. Minutos después Diego Costa estableció el segundo en una acción que le dio licencia para redimirse de un fallo anterior. El brasileño resolvió de manera notable y dio tranquilidad a los suyos.

 

En el último cuarto de hora Javi Guerra perdonó en un barullo en el área --antes del segundo gol atlético-- y Arda regaló detalles exquisitos para apuntillar un duelo que dice mucho de los colchoneros y evidencia el largo trabajo que le queda por delante al cuadro de Juan Ignacio Martínez.