Detenido un matrimonio por traer a una mujer paraguaya embarazada para quedarse con el bebé

Agentes de la Guardia Civil pertenecientes al Equipo de Atención al Inmigrante (Edati) de la Guardia Civil de Málaga, tras una complicada investigación, han detenido a un matrimonio por los supuestos delitos de adopción ilegal e inmigración clandestina, ya que presuntamente contactaron con una mujer paraguaya embarazada a la que trajeron a su casa para, posteriormente, adoptar al bebé.

Según han informado desde el instituto armado, los hechos habrían sucedido a raíz de que el matrimonio, compuesto por un español y una paraguaya, no podía tener hijos por la avanzada edad de la esposa. Aunque ella ya tenía varios hijos de una relación anterior, intentaron tanto adoptar como realizar el acogimiento de un bebé.

La adopción era un proceso muy lento y para el acogimiento fueron descartados por la Junta de Andalucía, por lo que, supuestamente "la esposa contactó a través de redes sociales con una joven madre que vivía en Paraguay, que estaba embarazada de su cuarto hijo y en una situación de extrema necesidad", según ha precisado la Guardia Civil en un comunicado.

Así, bajo la promesa de "una vida mejor en España, de poder ganar y enviar dinero a sus otros hijos para poder salir de la pobreza", los investigadores sostienen que el matrimonio habría convencido a la embarazada "para que viniera a España cuatro meses después del primer contacto con la misma, dándole cobijo en su casa hasta que alumbrara al bebé".

Tras el nacimiento y pese a haber sido inscrito como hijo del ciudadano español y de la madre biológica, ésta se arrepintió de haberlo hecho y no quiso abandonar a su hijo recién nacido. Por estos hechos, dicho equipo detuvo al matrimonio como supuestos autores de los delitos de adopción ilegal e inmigración clandestina.