Detenida en Lavapiés una mujer acusada de dos asesinatos y por participar en el apuñalamiento de su exnovio

Una mujer ha sido detenida en Lavapiés acusada de cometer varios robos, por la agresión a un funcionario y por participar en las 25 puñaladas que sufrió su exnovio para robarle 19.000 euros (quedó tetrapléjico y murió a los dos años) y en el asesinato de dos personas en la localidad de Mazarrón.

Según ha informado el Ayuntamiento en un comunicado, el arresto de esta mujer, huída de la Justicia, ha sido posible en una operación conjunta entre la Policía Municipal y los Mossos d'Escuadra (que actuaron en el dispositivo por un oficio dictado por la Audiencia Provincial de Barcelona) y en la que ha sido clave también la participación ciudadana, puesto que un ciudadano la identificó en el barrio de Lavapiés y avisó a la Policía Municipal.

Todos los delitos de los que está acusada los habría cometido presuntamente en compañía de un hombre, que actualmente está en prisión, con un historial de 26 condenas firmes por diferentes delitos (intentos de homicidio, agresiones, incendios o apuñalamientos) y que aprovechó un permiso penitenciario en 2011 para fugarse. Ella le conoció en un bar cuando era monitora de dibujo en la cárcel Modelo de Barcelona y comenzó una relación sentimental con él.

Un ciudadano la identificó en la calle dado que había visto sus fotografías en una conocida revista y avisó a dos agentes que patrullaban por la zona. La Unidad de Investigación y Coordinación Judicial de Policía Municipal puso en marcha un dispositivo de vigilancia y seguimiento para confirmar si se trataba de la persona reclamada por la Justicia.

Una vez contrastada la identidad, Policía Municipal contactó con la Audiencia Provincial de Barcelona y, en coordinación con los Mossos d'Escuadra que se desplazaron procediendo a la detención de la mujer el pasado viernes en un supermercado de Lavapiés, próximo al domicilio donde se ocultaba la fugitiva, que no ofreció resistencia.

Los agentes comprobaron su identidad mediante el escaneo de sus huellas digitales y trasladaron a la fugitiva a las dependencias de los Juzgados de Plaza Castilla, donde quedó a disposición judicial.