De la Serna insiste ante el Consejo Territorial, abandonado por el PSOE, que caben cambios en la reforma local

El presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) y alcalde de Santander, Iñigo de la Serna, ha insistido en el Consejo Territorial de la institución que caben aún mejoras, según los intereses de los ayuntamientos, en la reforma de la administración local que prepara el Gobierno.



MADRID, 25 (EUROPA PRESS)



La reunión del Comité Territorial ha concluido con el abandono del PSOE porque se ha rechazado su petición de convocar la Asamblea de Alcaldes para que opinen sobre este proyecto; la iniciativa ha contado con el apoyo de Izquierda Unida, pero con el rechazo del PP, que tiene mayoría en este foro.

La Federación ha informado en un comunicado que en el Comité se ha acordado seguir negociando con el Gobierno aspectos pendientes de incorporar a la reforma local, "desde la máxima lealtad institucional pero con firmeza". Según De la Serna, son varias las reivindicaciones de la FEMP aún pendientes, aunque el aspecto que con más intensidad se va a defender es el relativo al coste estándar.

Hacienda quiere establecer este concepto para que los servicios que prestan todos los ayuntamientos deban ajustarse a él. Quien no lo logre, dejará de prestar el servicio, que pasará a ser responsabilidad de la diputación correspondiente o de la comunidad autónoma (en caso de uniprovinciales).

De la Serna ha reiterado que se exigirá que se obligue a cumplir este coste estándar solo a los ayuntamientos que no son solventes, que sólo se aplique a los servicios con cuya agrupación se pueden lograr economías de escala (por ejemplo, la recogida de basuras) y que la FEMP participe en cualquier caso en su cálculo.

Los municipios quieren además un margen de un año para adaptarse "a esta nueva cultura de la gestión municipal". El coste estándar, ha añadido De la Serna, debe ir encaminado a buscar "la eficiencia en la prestación de los servicios pero no a castigar a los municipios".

Además, el presidente de la FEMP ha reiterado que se cuenta con el compromiso del Gobierno de introducir otros cambios que ya se pactaron en la última Comisión Nacional de Administración Local. En concreto, cuatro aspectos.

Por un lado, se definirá "con más claridad" el papel de los interventores, que se limitarán a controlar la eficiencia; además, se retirará la frase en la que se habla de una posible intervención temporal de municipios previa a su disolución y se dejará claro que el traspaso de las competencias de educación a las CCAA, que conlleva el traspaso también de dinero, no se producirá hasta que no se apruebe un nuevo modelo de financiación autonómica.

Para que estas y otras iniciativas sean incorporadas al proyecto, el Consejo Territorial ha acordado iniciar "lo antes posible" los contactos con los grupos parlamentarios para que conozcan la posición de la FEMP sobre la reforma.