CSI-F muestra a la Junta cómo aprobar las 35 horas para los empleados públicos

La implantación de las 35 horas puede generar unos 3.000 empleos nuevos en la Junta, según la valoración de CSI-F, que alcanzarían los 5.000 sumando otras administraciones locales.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) reclama a la Junta que tome las medidas para aplicar la jornada de 35 horas semanales a los empleados públicos, después de mostrarle el camino legal que puede seguir, “si como ha señalado en más de una ocasión, tiene voluntad real de aceptar esa modificación de jornada de las 37,5 a las 35 horas. Nosotros le hemos mostrado el camino que debe seguir, respetando la normativa existente, a través de un informe de nuestro gabinete jurídico, que hemos remitido al consejero de Presidencia”, explica el presidente autonómico de CSI-F, Carlos Hernando, que remarca que “la Junta ya no puede mirar para otro lado, ni sacar de excusa que no pude modificar la jornada laboral sin incumplir la legalidad”.

 

CSI-F recuerda que los gobiernos regionales de comunidades, como el País Vasco o Castilla La mancha, ya han aprobado la jornada laboral de 35 años, “por lo que también puede hacerlo la Junta de Castilla y León, aceptando una demanda prioritaria de los empleados públicos”.

 

De manera resumida y en síntesis, CSI-F indica que la argumentación del informe jurídico apunta que “desde la aprobación de la Ley 2/2012, de 29 de junio de Presupuestos Generales del Estado para el año 2012 y, hasta la aprobación del Estatuto Básico del Empleado Público, que entró en vigor el uno de noviembre de 2015, la jornada laboral ha sido de 37,5 horas semanales; pero que a partir de esta fecha las Administraciones Públicas que lo consideren oportuno, pueden establecer otra jornada laboral diferente a tenor de lo dispuesto en el art. 47 de esta Ley del Estatuto Básico, ya que el Estado ya ha autorizado a las administraciones para que puedan regular su jornada laboral”.

 

CSI-F también va a remitir un escrito a los diferentes partidos políticos conpresencia en las Cortes, solicitándoles el apoyo para que apoyen en las Cortes regional la recuperación de las 35 horas semanales a los empleados públicos, por ser, “según nuestra valoración jurídica, una competencia tanto del Gobierno como de las Cortes autonómicas, que es un derecho y un reconocimiento a la labor diaria de los empleados públicos”.

 

CSI-F interpreta que, en base al artículo 47 del Estatuto Básico del Empleado Público, el Estado, en uso de sus competencias básicas, autoriza a las administraciones autonómicas para que puedan regular su jornada laboral”. 

 

“Sobre los empleados públicos ha recaído el grueso de los ajustes presupuestarios, reducciéndoles el sueldo, aumentándoles la jornada laboral y la carga de trabajo de forma exponencial, pues no se han cubierto las bajas que se han producido por jubilación”, lamenta el presidente autonómica Carlos Hernando. “Es el momento de reconocer al empleado público el esfuerzo que están realizando día a día, para mantener la calidad de los servicios públicos, devolviéndoles las jornada laboral de 35 horas semanales, que fue suspendida siempre argumentando que era una medida circunstancial y que sería revertida cuando la situación económica mejorara, como así ha ocurrido”, añade Hernando.

 

CSI-F considera que la implantación de las 35 horas generará unos 3.000 puestos de trabajo nuevos en la administración regional, más concretamente en los servicios de Sanidad, Enseñanza, Servicios Sociales o extinción de incendios. Estos empleos podrían rebajar un 2% el paro de la Comunidad, según CSI-F.