Cruz Roja Juventud hace de Reyes Magos para 1.500 niños de Ávila

La campaña de recogida de juguetes puesta en marcha por Cruz Roja Juventud hace unas semanas ha permitido repartir juguetes a 1.443 niños de casi 800 familias necesitadas de la provincia de Ávila. Según Cruz Roja, un 35.5% de la población sufre una tasa de privación material severa.

La situación actual de crisis socioeconómica provoca situaciones de privación y dificultad de acceso a bienes y servicios de numerosas familias abulenses. Los datos de los diferentes Boletines e Informes sobre la vulnerabilidad de las personas atendidas por Cruz Roja muestran que un 35.5% de la población sufre una tasa de privación material severa que se traduce en carencias como no poder poner la calefacción en invierno, no poder comer alimentos con proteínas al menos 3 veces por semana o no poder hacer frente a gastos imprevistos. Esta situación de privación hace que miles de niños no puedan acceder a un juguete adecuado a su edad, ni a sus características de desarrollo.

 

Los juguetes y los juegos educativos juegan un papel fundamental en el desarrollo evolutivo de los niños y las niñas. La Declaración Universal de los Derechos de la Infancia (20 de noviembre de 1959) reconoce el juego como un derecho fundamental, puesto que jugar posibilita situaciones óptimas que influyen en el sano crecimiento y desarrollo de la infancia.

 

Para ayudar, en la medida de lo posible, a paliar esta carencia de recursos, Cruz Roja Juventud puso en marcha hace unas semanas la Campaña de Recogida de juguetes, enmarcada en el proyecto 'El juguete educativo'.

 

Tras duras semanas de trabajo por parte del voluntariado de Cruz Roja Juventud gracias a la, una vez más, enorme solidaridad de la sociedad abulense, se ha dado respuesta a 797 familias, haciendo posible que 1.443 niños de toda la provincia de Ávila hayan podido disponer de un juguete en estas fechas.

 

La labor del voluntariado de Cruz Roja Española y Cruz Roja Juventud de las 10 asambleas locales que tiene la Institución en Ávila, así como la colaboración de más de 15 empresas, asociaciones e instituciones y de un elevado número de personas particulares han hecho posible que juguetes educativos, no sexistas ni bélicos lleguen a Arévalo, Arenas de San Pedro, Cebreros, El barraco, Madrigal de las Altas Torres, Las Navas del Marqués, El Tiemblo, Piedrahita, Hoyo de Pinares y Sotillo de La Adrada.

 

El Presidente Provincial de Cruz Roja Española en Ávila, Gonzalo González de Vega, no ha querido cerrar la campaña sin “agradecer, de nuevo, la labor desinteresada del voluntariado de la Institución y de todas las personas que han colaborado en hacer posible la sonrisa de 1.443 menores abulenses”.

 

Por su parte el Director Provincial de Cruz Roja Juventud Ávila se ha mostrado satisfecho “por el mayor número de juguetes recogidos y el incremento en el número de niños y niñas que han sido partícipes de la campaña”.