Cosidó anuncia la puesta en marcha de una base de datos de obras robadas en colaboración con la Interpol

Se ha referido a "técnicas informáticas aplicadas al control del comercio del arte", con un sistema de ficheros de joyerías, salas de subastas y galerías de arte, y un "protocolo de seguridad relacionado con el transporte de obras de arte, ante el aumento de exposiciones y el viaje de piezas de valor".
 El director general de la Policía, Ignacio Cosidó, ha dicho hoy en Ávila que su departamento trabaja en la puesta en marcha de la base de datos de obras robadas 'Psyche' en colaboración con Interpol, en un país que es "una de las principales potencias artísticas del mundo".
También su departamento trabaja en "la digitalización de los bienes de las diócesis españolas" y en planes específicos para "las catedrales con mayor número de visitantes y más obras de arte", según ha dicho en la clausura del III Congreso sobre protección del Patrimonio Histórico, organizado por la asociación Protecturi, con la participación de responsables de la protección, conservación y seguridad de museos, organismos oficiales y entidades privadas vinculadas al arte y la cultura.
Se ha referido a "técnicas informáticas aplicadas al control del comercio del arte", con un sistema de ficheros de joyerías, salas de subastas y galerías de arte, y un "protocolo de seguridad relacionado con el transporte de obras de arte, ante el aumento de exposiciones y el viaje de piezas de valor".
"El esfuerzo colectivo -ha dicho- de los actores públicos y privados implicados en la conservación y promoción de nuestros bienes culturales contribuirá a que entreguemos a las generaciones futuras la herencia que nos dejaron de nuestros antepasados".
Entre las menciones especiales de los premios de la asociación se ha entregado una a la Unidad Central de Protección, adscrita a la Comisaría General de Seguridad Ciudadana, de la que ha destacado que en 2011 realizó 360 traslados de obras de artes.
"Cada convoy que protegen puede contener diversas obras de valor histórico, cultural o económico de titularidad pública y, en ocasiones, los traslados deben ejecutarse en distintas fases", debido a que las compañías aseguradoras no permiten que se efectúen movimientos de objetos cuya tasación supere determinadas cantidades.
Cosidó ha indicado que una de las custodias más recientes ha sido el traslado a Cádiz en marzo de La Pepa, "un documento original de incalculable valor.
A la vez se ha referido a la Brigada de Patrimonio Histórico, adscrita a la Central de la Comisaría General de Policía Judicial.