CONFAE Arenas se pone a disposición de la sociedad económica del Tiétar

El Comité Ejecutivo de CONFAE, encabezado por su presidente, Juan Saborido, ha presentado en la sede  de CONFAE de Arenas de San Pedro la comisión empresarial que será la voz de los empresarios y  los autónomos en esta zona de la provincia.

Tal como puso de manifiesto Juan Saborido, la razón de ser de esta iniciativa tiene su origen en la implantación empresarial y el dinamismo económico que caracterizan a este importante núcleo poblacional del Tiétar, por lo que, además de mantener esta sede abierta y a disposición permanente de los empresarios, se ha estimado conveniente reforzar su actividad con una comisión empresarial que coordine actividades, asuma roles reivindicativos, defienda los intereses empresariales y se convierta, en suma, en el canal interlocutor ante las administraciones públicas.

 

Así, recordó el presidente de CONFAE, solo en el último año la organización empresarial ha asesorado a centenares de empresarios y autónomos de Arenas de San Pedro y su entorno sobre numerosas materias profesionales relacionadas con la actividad económica, organizando además jornadas técnicas y 11 cursos en el último año, con 1.800 horas lectivas sobre prevención de riesgos, transporte de mercancías, gestión administrativa, conducción de vehículos con remolque, cuidados a personas dependientes y con enfermedades mentales, ofimática, etc.

 

Una labor, en suma, con la que se quiere prestar todo el apoyo profesional e institucional a los empresarios desde la plena implicación de CONFAE en la búsqueda de soluciones a las necesidades de las empresas.

 

COMISIÓN CONFAE - ARENAS

Soraya Crespo, Pablo de la Puerta y Nicasio Delgado son los portavoces de la Comisión que, desde hace ya algunas semanas y con un grupo más numeroso, vienen dedicando tiempo a pulsar las necesidades del tejido empresarial arenense para elaborar una hoja de ruta que marque los primeros pasos de su andadura.

 

Tal como expuso Soraya Crespo ante los medios de comunicación, CONFAE-ARENAS se ha fijado como primeros retos ofrecer la propia Comisión a la sociedad económica arenense para fijar objetivos que deben regenerarse permanentemente, reivindicar el papel interlocutor que corresponde a los empresarios y contribuir desde la lealtad y la colaboración institucional a dinamizar la economía; situación ésta que se halla muy penalizada por la intensidad de la economía sumergida que afecta a diversos sectores, y por la ausencia de medidas de promoción para combatir la fuga de consumidores a otras ciudades próximas con una mayor capacidad de oferta.

 

Juan Saborido y Soraya Crespo, acompañados de los miembros del Comité Ejecutivo de CONFAE y de la propia Comisión, presentaron después a la alcaldesa de Arenas, Caridad Galán, su agenda de trabajo, desde la función representativa y a la vez de defensa del empresariado que corresponde a las organizaciones empresariales por mandato constitucional.

 

Así, Soraya Crespo desgranó el guión que va a presidir las primeras acciones de la comisión, como la organización de campañas promocionales para afianzar al sector comercial, la potenciación de la oferta turística desde la puesta en valor de los recursos naturales, históricos y culturales de que goza el municipio, la mejora de la comunicación entre las mancomunidades de las Cinco Villas y de los Galayos para establecer sinergias a partir de la circulación más fluida de personas, o el mayor aprovechamiento del palacio como centro docente y cultural aprovechando las capacidades de transmisión de conocimiento de las universidades implantadas en la provincia.


         
Crespo fue incluso más allá y propuso medidas específicas en torno a la oferta de suelo industrial; la mayor disposición de aparcamientos, señalizando adecuadamente los existentes y buscando fórmulas no gravosas para fomentar la rotación de vehículos en las calles más comerciales; la mayor participación empresarial en el seguimiento de la seguridad ciudadana y de las instalaciones empresariales, y la adaptación de la pista de prácticas que utilizan las autoescuelas de toda la zona para la impartición de clases encaminadas a la obtención del carnet de conducir que es, a la postre, un servicio más del que se beneficia esta zona del Tiétar.


      
La alcaldesa, que se mostró muy receptiva con estas propuestas de los representantes empresariales, quiso agradecer la visita institucional de CONFAE y expresó su satisfacción por contar con una interlocución empresarial viva y con capacidad de iniciativa, ofreciendo información sobre los avances del Ayuntamiento en algunos de los asuntos planteados.

 

En este sentido habló del suelo industrial, cuya planificación se encuentra en una fase urbanística y de financiación decisiva, recabando el apoyo empresarial  para definir tipos de industria y atraer inversiones; la mejora de los aparcamientos, con estudios ya concluidos que deben ser retomados para su aplicación racional y consensuada; las ideas que se están madurando para aprovechar las importantes oportunidades que ofrece el Palacio de la Mosquera, a su vez necesitado de mejoras en su acondicionamiento; las gestiones directamente realizadas por ella misma para modernizar y poner al día la pista de autoescuelas por cuanto supone de servicio a la población; o la conveniencia de unir esfuerzos para conseguir una oferta turística y hostelera más competitiva, entre otras consideraciones.

 

Surgió también un interesante cambio de impresiones sobre la eficiencia que debe regir el uso de nuevas energías para el mantenimiento y la climatización de instalaciones públicas, en la búsqueda de las mejores opciones económicas.

 

 A la hora de las conclusiones, el presidente de CONFAE, Juan Saborido, como la portavoz de CONFAE-ARENAS, agradeció la recepción y acogida mostradas por la alcaldesa, reiterando el ofrecimiento empresarial de tender puentes entre las dos partes para contribuir, desde las respectivas competencias, a mejorar el estatus económico y empresarial de Arenas de San Pedro.

 

CONFAE y Ayuntamiento volverán a encontrarse en poco tiempo para trabajar en una mesa de prioridades comunes y establecer acuerdos de colaboración que se extiendan a contenidos de  relevancia como la promoción económica, turística y comercial, la formación adaptada a las necesidades de empresarios, trabajadores y desempleados y el diseño de proyectos comunes a presentar a programas de desarrollo; dejando abiertos todos los canales de comunicación para solucionar otros tantos temas aportados y surgidos en este fructífero encuentro.