Condenado a 20 años 'Txapote' por intentar matar a un concejal socialista

El tribunal ha absuelto no obstante a los tres de integración en organización terrorista debido a que ya fueron condenado por asociación de malhechores en Francia
La Sección Cuarta de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha condenado a 20 años de prisión al dirigente de ETA Francisco Javier García Gaztelu, 'Txapote', y a los miembros de la banda terrorista Ángel López Anta y Xavier Zabalo Beitia por intentar atentar en 2001 contra el concejal del PSE-EE en la localidad de Arboleda (Vizcaya), Martín Martínez.

Los magistrados Ángela Murillo, Carmen-Paloma González y Juan Francisco Martel consideran a los tres acusados culpables de la comisión de un delito de conspiración para cometer un asesinato terrorista y de estragos en grado de tentativa.

El tribunal ha absuelto no obstante a los tres de integración en organización terrorista debido a que ya fueron condenado por asociación de malhechores en Francia por lo que la comisión por su parte de este delito es ya "cosa juzgada".

La sentencia concreta que López Anta y Zabalo integraban el conocido como 'comando Bolueta' que desarrollaba labores de información de posibles objetivos de ETA. Entre los vigilados se encontraba el concejal socialista y la banda terrorista decidió "acabar con su vida".

A partir de los datos recabados sobre Martínez, 'Txapote', como responsable de ETA en Francia, encargó a Oscar Calabozo (ya condenado por estos hechos) y a Anta y Zabalo que llevaran a cabo la acción y se ocuparan de la colocación del vehículo.

García Gaztelu se encargó, además, de entregar al comando el vehículo con un artefacto explosivo preparado "para llevar a cabo el atentado contra la vida de Martín".

No obstante, el comando no logró llevar a cabo la acción debido a que el concejal no efectuó, en la fecha fijada para matarle, el mismo recorrido que en otras ocasiones. Después de ello intentaron aparcar el coche en las proximidades de la sede de 'Seguros Bilbao' y tampoco lo consiguieron porque no encontraron estacionamiento en la zona. Por último, dejaron el vehículo frente a un bloque de viviendas y dieron aviso a la Policía Municipal.

Los magistrados han valorado a la hora de tomar su decisión la declaración policial del ya condenado Calabozo y las anotaciones a mano aparecidas en la agenda incautada a 'Txapote' tras su arresto donde quedan reflejadas distintas citas con miembros del comando 'Bolueta'.

También han tenido en cuenta la 'cantada' de Anta aprehendida a Juan Fernández Iradi, 'Susper', en la que éste describía como se eligió el nombre del comando, escogido en homenaje a los cuatro integrantes del comando Vizcaya fallecidos en agosto de 2000.

Los tres jueces ponen, también, de manifiesto la aparición de las huellas de Zabalo en el explosivo y en un ejemplar del 'Correo de Guipúzcoa' localizado en el vehículo.