Comité de Empresa de Fuentecapala podría ir a la justicia para "demostrar que el ERE no tiene justificación"

El Comité de Empresa de la empresa textil Fuentecapala no descarta "ningún tipo de movilización" a partir de ahora y acudir a la justicia para "demostrar que el ERE planteado por la dirección no tiene justificación" y para defender los puestos de trabajo.



NAVALMORAL DE LA MATA (CÁCERES), 18 (EUROPA PRESS)



Unas actuaciones que el Comité de Empresa de Fuentecapala baraja después de que la negociación con la dirección haya terminado sin acuerdo, debido a que en la reunión de este jueves "los propietarios han vuelto a mostrar su actitud intransigente, negándose constantemente a negociar".

Según ha señalado el Comité de Empresa en nota de prensa, la dirección de Fuentecapala "ha provocado nuevamente que se frustre" cualquier posibilidad de alcanzar un acuerdo sobre el Expediente de Regulación de Empleo que "intenta sacar adelante en la factoría de Navalmoral de la Mata".

Así, aseguran los representantes de los trabajadores que en la reunión de este jueves, los propietarios "han llevado ese comportamiento al extremo", ya que han iniciado el encuentro "planteando que retiraban el plan de viabilidad y cerrarían la fábrica totalmente, para posteriormente retomar ese plan con condiciones aún más restrictivas y lesivas y con argumentos contradictorios".

Ante esta situación, el Comité de Empresa asegura que "ha mantenido en todo momento su disposición a negociar y a lograr una solución pactada que minimice el impacto del ERE", y que "haga posible la pervivencia de la empresa y del empleo", pero ha lamentado que la dirección "bloquea cualquier intento, escudándose en su plan, que no es más que una excusa para desmantelar la factoría y llevarse la producción".

Según relata, la propuesta de la dirección implica el despido de un centenar de trabajadoras "con las peores indemnizaciones" previstas en la reforma laboral y en mantener a 37 personas con "importantes pérdidas" de condiciones económicas y de trabajo y sin garantía de seguir dentro de un año.

Por tanto este supuesto plan de viabilidad "no es más que un parapeto para justificar el cierre de la empresa", por eso la dirección no quiere cambiar "ni un punto ni una coma de su contenido", como han expresado textualmente este jueves, según asegura el Comité de Empresa.

Ellos mismos advertían dos horas antes de insistir con esta propuesta que, con el plan, "la empresa se vería forzada a cerrar en tres meses, en un nuevo ejemplo de contradicción".

En este sentido, han calificado de "totalmente incomprensible" la actitud de la vicepresidenta de la Junta de Extremadura, Cristina Teniente, quien considera el Comité de Empresa que ha defendido "la propuesta de la empresa poniéndose de su parte pese a lo perjudicial que es para los intereses de la plantilla, de Navalmoral y de la región".

Así, el Comité de Empresa apela a la responsabilidad de la Administración regional para que "actúen con los instrumentos que tienen como autoridad laboral" con el objetivo de "conseguir que la empresa se quede en Extremadura y no traslade la producción fuera de la región".

Finalmente, tras el encuentro con la dirección, la plantilla de la empresa ha celebrado una asamblea en la que ha decidido "acompañar unánimemente" al Comité de Empresa en el encierro que mantiene desde el lunes hasta la finalización del plazo de la negociación esta noche.