Clemente anuncia que el sector agrario ha crecido un 5% en 2013 con "buenas perspectivas"

El agrario ha sido el único sector que ha mantenido un ritmo creciente en 2013, lo que ha contribuido a "consolidar estructuras y mirar al futuro con optimismo".

La consejera de Agricultura y Ganadería, Silvia Clemente, ha cifrado en un cinco por ciento el crecimiento económico del sector agrario durante 2013, un periodo en el que la bajada del precio de los piensos ha aliviado las dificultades de los ganaderos y ha permitido obtener mayor rentabilidad.

 

Según este dato, se han superado considerablemente las previsiones que mantenía para el ejercicio que acaba de terminar la titular de Agricultura, quien hace justo un año, en el mismo tradicional vino de Año Nuevo del PP al que ha asistido en Segovia, auguró una subida de un uno por ciento.

 

El agrario ha sido el único sector que ha mantenido un ritmo creciente en 2013, lo que ha contribuido a "consolidar estructuras y mirar al futuro con optimismo", según ha dicho la consejera, quien presume un buen comportamiento también para el 2014.

 

"Si el año que viene es de recuperación para toda la economía, para el sector agrario tiene que ser de pleno crecimiento", ha incidido Clemente antes de recordar que la Comunidad contará con la estabilidad que le confieren las ayudas de la Política Agraria Común (PAC).

 

Este capítulo será, precisamente, el que centre la actividad de su departamento junto con el desarrollo rural, al que se dedicará un programa para el periodo 2014-2020 que prevé estar listo en julio.

 

Clemente ha recordado que Castilla y León recibe anualmente una media de 1.150 millones de euros en ayudas de la PAC, lo que representa el 30 por ciento de las rentas de los profesionales del campo. Por ello, ha dicho, la Junta ha mantenido la tensión durante las negociaciones y la seguirá manteniendo en 2014 para garantizar los mismos recursos que han llegado hasta ahora.

 

La consejera ha expresado por otra parte que durante el presente ejercicio se aprobará la Ley Agraria, la primera integral de Castilla y León, que carecía hasta ahora de una norma con rango de ley para afrontar el futuro de un sector que Clemente ha calificado como "estratégico". Además, se desarrollará plenamente ADE Rural, herramienta de apoyo a la creación de empleo, uno de los objetivos prioritarios del Gobierno autonómico.