Científicos determinan que los planetas que orbitan dos estrellas se forman lejos del sistema y luego migran

MADRID, 3 (EUROPRA PRESS) Un estudio elaborado por científicos de la Universidad de Bristol ha determinado cómo se forman los planetas circumbinarios, que son aquellos cuya órbita abarca dos estrella, como Tatooine, el planeta natal de Luke Skywalker en Star Wars. Los resultados afirman que estos mundos se forman lejos de las estrellas y luego migran hasta formar el sistema.
MADRID, 3 (EUROPRA PRESS)

Un estudio elaborado por científicos de la Universidad de Bristol ha determinado cómo se forman los planetas circumbinarios, que son aquellos cuya órbita abarca dos estrella, como Tatooine, el planeta natal de Luke Skywalker en Star Wars. Los resultados afirman que estos mundos se forman lejos de las estrellas y luego migran hasta formar el sistema.

Los astrónomos han estudiado a Kepler-34 (AB)b creando las primeras etapas de su formación a través de simulaciones por ordenador. Según han explicado los expertos, se ha utilizado un sofisticado modelo que calcula el efecto de la gravedad y las colisiones físicas dentro y entre un millón de bloques planetarios.

En este sentido, el trabajo, que ha sido publicado en 'Astrophysical Journal Letters', apunta que "hay pocos ambientes más extremos de un sistema binario en el que se puede producir la formación de planetas". Según indica el texto, existen perturbaciones gravitacionales de gran alcance de las dos estrellas sobre los planetas rocosos en formación. Esta fuerza conduce a colisiones destructivas que desgastan el material de los mundos.

La autora principal de la investigación, Zoe Leinhardt, ha explicado que, los datos facilitados por la simulación determinan que la mayoría de estos planetas circumbinarios se han formado mucho más lejos de las estrellas binarias centrales y luego han migrado a su ubicación actual.

"Nuestras simulaciones muestran que el disco circumbinario es un ambiente hostil, incluso para objetos grandes y gravitacionalmente fuertes", ha explicado Leinhardt.

Así, basándose en estas conclusiones para Kepler-34, parece probable que todos los planetas circumbinarios actualmente conocidos también hayan migrado significativamente de sus lugares de formación, con la posible excepción de Kepler-47 (AB) C, que está más lejos de las estrellas binarias que cualquiera de los otros planetas circumbinarios.

Otro de los autores, Stefan Lines, ha indicado que los planetas circumbinarios han capturado "la imaginación de muchos escritores de ciencia ficción y cineastas" pero este hallazgo es importante para el mundo de la ciencia pues, a su juicio, "entender donde se forman ayudará en futuros descubrimiento de exoplanetas (aquellos que no pertenecen al Sistema Solar) y a las misiones que buscan planetas similares a la Tierra en los sistemas binarios de estrellas".