Científicamente demostrado: Tener hermanos pequeños es bueno para la salud

Hermanos

Un grupo de investigadores de la Universidad de Michigan y CS Mott de Niños Hospital de Ann Arbor (Estados Unidos) ha demostrado que tener hermanos pequeños puede ser bueno para la salud, en comparación con no tenerlos.
 

Los expertos, liderados por Julie Lumeng y cuyo trabajo ha sido publicado en 'Pediatrics', alcanzaron esta conclusión tras analizar a 697 niños de Estados Unidos desde que nacieron y hasta que cumplieron los 6 años.

 

De esta forma, comprobaron que los niños que al final del estudio no tenían hermanos más pequeños eran tres veces más propensos a padecer obesidad que los niños que tuvieron hermano cuando tenían entre tres y cuatro años de edad.

 

CAMBIOS DE ESTILO DE VIDA DESPUÉS DE AUMENTAR LA FAMILIA

 

No obstante, la investigación no ha mostrado si ser hijo único aumenta la obesidad o cómo la aparición de un nuevo bebé en la familia podría ayudar a los niños mayores a mantener un peso saludable.

 

Sin embargo, los resultados sugieren que los padres pueden hacer cambios de estilo de vida después de aumentar la familia, incluso antes de que llegue otro bebé.

 

"Es posible que cuando hay un hermano más joven en la familia un niño puede ser más activo porque, por ejemplo, tiene que correr más con su hermano pequeño. Tal vez las familias tienen más probabilidades de llevar a los niños al parque cuando hay un hermano más joven, o tal vez el niño tiene menos probabilidades de ser sedentario porque hay un hermano más joven que les hace jugar", han señalado los investigadores.