CCOO organiza una charla sobre la Querella Argentina

De izquierda a derecha, Ana Messuti, Óscar García, José María Galante y Soledad Luque. / Foto: Antonio S. Sánchez

El sindicato ofreció este acto informativo en su sede de la capital abulense sobre la querella interpuesta en Argentina por familiares de asesinados y desaparecidos durante la dictadura franquista y diversas asociaciones españolas y argentinas, y que se está juzgando desde allí con grandes avances “gracias al principio de justicia universal”. En ella participaron la abogada argentina Ana Messuti, y los miembros de CeAQUA, José María Galante y Soledad Luque.

El sindicato CCOO de Ávila ha organizado en su sede de la capital abulense un acto informativo sobre la ‘Querella Argentina’ contra los crímenes del franquismo, una charla por el Ateneo Cultural ‘Jesús Pereda’ de CCOO Castilla y León en la que se ha contado con la participación de una de las abogadas que llevan el proceso, la argentina Ana Messuti, y con dos de los miembros de la Coordinadora Estatal de Apoyo a la Querella Argentina (CeAQUA), José María Galante y Soledad Luque, todos ellos presentados en el acto por Óscar García, secretario general de CCOO en nuestra ciudad.

 

La conocida como ‘Querella Argentina’ surgió el 14 de abril del año 2010, cuando se interpuso querella ante los tribunales de justicia de la República Argentina con el objetivo de que se investiguen los crímenes cometidos por los integrantes de la dictadura franquista, se identifique a sus responsables y se los sancione penalmente.

 

Dicha querella fue presentada por familiares de asesinados y desaparecidos durante la dictadura y diversas asociaciones españolas y argentinas, y a día de hoy, y tal y como explicó la abogada Ana Messuti, diversas medidas adoptadas por el Juzgado acreditan que la querella avanza sólidamente hacia el cumplimiento de sus objetivos, y actualmente “ya hay dos imputados y existen otras veinte imputaciones solicitadas en tramitación”.

 

Todos los participantes en la charla se mostraron de acuerdo que este proceso se ha podido llevar a cabo gracias al principio de justicia universal, que permite juzgar los crímenes de unos países en otros diferentes llegando a acuerdos de para imputar o extraditar a los implicados.

 

Tal y como explicó Messuti, que hizo un pormenorizado análisis de la situación de la querella, hace pocos mese la juez que lleva el caso en Argentina “ha podido estar en España tomando declaración a testigos e imputados”, e incluso, indicó, “hemos estado avanzando sin un fiscal y hoy ya tenemos uno que lo lleva todo de forma más organizada”.

 

Por su parte, Galante advirtió en su intervención que “estos crímenes nunca deben prescribir”, y se mostró dolido, porque “no hemos podido encontrar justicia en nuestro país y nos hemos visto obligados a buscarla fuera”, además de que “hemos tenido que luchar contra la incredulidad”, refiriéndose aquí a que muchos creyeron que esta querella que se puso en marcha en Argentina nunca llegaría a ningún sitio, lo que contrasta con los grandes avances que anunció Messuti.

 

Finalmente, Soledad Luque, también mostró la misma postura que Galante, y aseguró, alabando el proceso argentino, que “es increíble que todos estos logros que se han conseguido en tan poco tiempo, en España no los hayamos conseguido en tantos años de democracia”, y aprovechó para hacer un llamamiento a ciudadanos, políticos, sindicatos, etc. para “crear una masa social” con la que se favorezca la difusión de su causa.