Castilla y León pide en la calle un plan de choque contra el paro

Manifestación del 1 de mayo por las calles de Salamanca.

Miles de personas -100.000 según los sindicatos- se han manifestado en las principales ciudades de Castilla y León en este 1 de Mayo para reivindicar un plan de choque por el empleo que surja de la unidad de organizaciones políticas, empresariales y sindicales para combatir el paro en la Comunidad.

 

 

Así, en la provincia de Ávila un millar de personas -560 según el Ayuntamiento- ha recorrido la ciudad.

 

Entre los manifestantes, con camisetas azules y la leyenda "Yo cuido a tus mayores", han participado las trabajadores de ayuda a domicilio de la capital, que van a sufrir su segundo ERE en cuatro meses.

 

En Burgos, miles de personas -4.000 según la Policía y 10.000 los sindicatos- han recorrido las principales calles del casco histórico. Entre los manifestantes han estado los máximos dirigentes provinciales de CCOO y UGT, Fidel Velasco y José Luis García-Pascual, respectivamente, así como numerosos trabajadores del matadero de Incarsa que, portando un ataúd, han mostrado su rechazo a los despidos planteados por la empresa.

 

MINEROS Y ANTIBIÓTICOS

 

En León también han sido miles -10.000 según los sindicatos y 3.000 según fuentes de la Policía Local- han salido a la calle para participar en la movilización, en la que han participado diversos colectivos, entre ellos mineros o los trabajadores de Antibióticos, que han partido de Gran Vía de San Marcos, a la altura de las sedes de CCOO y UGT, para finalizar en la Plaza Mayor, donde los líderes sindicales han pronunciado los discursos.

 

Los participantes han portado diferentes pancartas con críticas al Gobierno central y al presidente del Gobierno. Uno de los mensajes que podía leerse en ellas ha sido "Rajoy recorta el fraude y la corrupción y España tendrá solución", además de realizar numerosas alusiones a la necesidad de contar con una vivienda y trabajo dignos.

 

En el caso de Palencia, más de 5.000 personas, según los sindicatos, han recorrido en poco más de media hora la distancia existente entre el paseo del Salón y la plaza Mayor. Allí, los secretarios Generales de CC.OO. y UGT, Luis González y Javier Gómez Caloca, respectivamente, quienes han pedido la dimisión del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, así como la eliminación de la reforma laboral y la firma de un pacto por el empleo.

 

En Salamanca, miles de personas se han sumado a la concentración convocada por los sindicatos y que ha estado encabezada en la ciudad  por los máximos representantes provinciales de UGT y CCOO, Agustín Rodríguez y Emilio Pérez.

 

La marcha se ha iniciado en Gran Vía y ha continuado por Plaza España y Avenida Mirat para concluir finalmente en la Plaza Mayor, un lugar de cierre para la que el Ayuntamiento en principio no había dado permiso al procederse al montaje de la Feria Municipal del Libro, aunque finalmente accedió a ello al haber vallado la zona de casetas.

 

Por su parte, en Segovia más de 3.000 personas según los sindicatos, 1.300 según la Policía Nacional, han respaldado en Segovia la convocatoria de la Plataforma Unitaria contra la Crisis 'Cumbre Social'.

 

Con una pancarta en la cabecera de rechazo al paro, los recortes y la corrupción y petición de dimisión del Gobierno, los manifestantes han avanzado por las calles de la capital al grito de "Se va a acabar la paz social", "El próximo desahuciado que sea un diputado", "Lo que hay que recortar son las cifras del paro" o "Todos están mal cuando habla Cospedal".

 

La Asociación Parados en Acción de Segovia se ha unido a la marcha con pancartas blancas en forma de bocadillo en la que figuraba el nombre, la edad, la profesión y la situación actual de cada uno de sus miembros. Junto con otros concejales, María José de Andrés ha participado por primera vez en la manifestación del 1 de Mayo como representante del Ayuntamiento, en el que tomó posesión como edil del PSOE el pasado lunes.

 

En Soria más de 2.000 personas han acudido a la movilización en la que los secretarios provinciales de UGT y CC.OO, José Javier Gómez Pardo y Ana Romero, que han leído sendos comunicados al finalizar la manifestación. Además de aludir a la situación económica y laboral general del país, han mencionado cuestiones propias de la provincia de Soria, como los más de 7.000 desempleados, y han criticado a la Junta y su proyecto ahora paralizado de la Ciudad del Medio Ambiente, así como a la Diputación Provincial de Soria, a la que han exigido que invierta en Soria su remanente de 18 millones de euros.

 

Finalmente, en Zamora, con un nuevo recorrido que ha arrancado de la plaza de La Encomienda, en el barrio de San José Obrero, más de 2.000 personas -según fuentes sindicales- han iniciado la marcha por las calles de la capital. Entre los manifestantes han destacado colectivos como los trabajadores de las empresas Gamar y Almston, que se encuentran en precaria situación ante el cierre de las firmas en Zamora.