Capitanía Marítima de Tarragona abre expediente sancionador a Greenpeace por poner en riesgo un pesquero

Acción de Greenpeace contra la pesca de arrastre en el puerto de Tarragona
Capitanía Marítima de Tarragona ha iniciado un expediente administrativo sancionador contra Greenpeace España por una posible infracción a la legislación marítima por poner en riesgo un pesquero de la Cofradía de Tarragona.


TARRAGONA, 13 (EUROPA PRESS)



Según ha informado la Subdelegación del Gobierno, los hechos sucedieron el 17 de octubre cuando el barco Akoplast, propiedad de Greenpeace, inició una aproximación "peligrosa" al pesquero Xarinola.

La aproximación "puso en peligro la navegación y la seguridad tanto del pesquero y su tripulación, como la del barco denunciado", según el informe de Capitanía Marítima.

El subdelegado del Gobierno en Tarragona, Jordi Sierra, ha asegurado que respeta la actividad en defensa del medio ambiente que hace Greenpeace, pero que sus acciones "no pueden suponer, de ninguna de las maneras, un riesgo para los barcos que están pescando".

Sierra ha recordado, al respecto de la acción de Greenpeace, que la pesca de arrastre está sometida a "estrictos controles", y que los pescadores tarraconenses hacen esfuerzos para someterse a la normativa europea que regula esta actividad.

GREENPEACE PIDE PRUEBAS

La portavoz de Greenpeace Celia Ojeda, por su parte, ha explicado a Europa Press que la acción llevada a cabo en Tarragona fue "totalmente pacífica" y solo consistió en interponer una lancha con personas a bordo para evitar que el arrastrero saliera a faenar, lo que efectivamente consiguieron.

Por ello, ha deplorado que el Gobierno persiga a los defensores de los océanos, reiterando además que la intención de la entidad era alertar sobre la destrucción que causan los pesqueros de arrastre, una actividad que va en detrimento del medio ambiente y de la pesca artesanal.

Ojeda ha invitado también a la Subdelegación a probar que pusieron en peligro al barco, indicando que es "mentira" que los ecologistas lanzaran ningún objeto a la hélice del pesquero o que intentaran abordarlo, como han asegurado que alega la Cofradía de Tarragona.