Bretón tenía "asumida" la petición de penas

Abogado de José Breton

La Fiscalía y la Acusación particular piden 40 años de presión para José Bretón. Mantiene que "lo único que se sabe a ciencia cierta es que los niños se perdieron en el parque" y tacha de "ciencia ficción" el relato de la acusación

José Bretón, el padre que supuestamente asesinó a sus hijos, Ruth y José, en octubre de 2011 en Córdoba, tenía "asumida" la petición de penas por un total de 40 años de prisión que solicitan tanto la acusación particular, como la Fiscalía, y su defensa cifra en más de 80 los testigos que solicitará para que comparezcan en el juicio con jurado, que prevé que se celebre a finales de abril o comienzos de mayo.

 

Así lo ha destacado a los periodistas el letrado José María Sánchez de Puerta tras visitar a su cliente en el Centro Penitenciario de Alcolea, en el que se encuentra interno acusado de dos delitos de asesinato con alevosía y la agravante de parentesco, al tiempo que ha asegurado que Bretón sabía que la petición de las acusaciones "iban a ser de una gravedad bastante grande, como efectivamente ha sido", a lo que añade que "esperaba la petición de 20 años con el Código Penal en la mano, que está plenamente ajustada a derecho", eso sí, "siempre y cuando se puedan demostrar todos los hechos", como ha apostillado.

 

En cuanto a las indemnizaciones, el abogado dice que no opina, porque "ya consta la insolvencia" de Bretón, por lo que pueden "pedir simbólicamente", aunque en relación a la de la acusación particular, con unos dos millones, le gustaría saber "en base a qué baremo o tabla de indemnización se ajusta", porque "aunque fuera solvente parece fuera de lugar y no se ajusta a ningún baremo".

 

En relación a los testigos para el juicio, comenta que esperaba la cifra que se solicitan, en torno a unos 80 en el caso de la acusación particular, aunque Sánchez de Puerta asegura que "faltan todavía muchos testigos" y prevé que a su escrito se sumen más nombres, por lo que "será un procedimiento bastante largo".

 

Sobre el argumento que utilizará como línea de defensa, subraya que "aquí lo único que se sabe a ciencia cierta es que los dos niños se perdieron en el parque", el 8 de octubre de 2011, por lo que "no voy a estar de acuerdo con la presentación de los huesos que se ha realizado", como apunta el letrado.

 

Al respecto, mantiene que "en la identificación de los huesos vamos a intentar demostrar que la cadena de custodia se ha roto en infinidad de ocasiones y no son los primeros que cogieron en la hoguera" de la finca de Las Quemadillas, motivo por el que Bretón sigue insistiendo en "su inocencia" desde el principio, según Sánchez de Puerta, quien asegura tener "motivos suficientes de defensa como para afrontar con garantías el procedimiento".

 

Argumentos rebatir

 

En este sentido, argumenta que el relato de la acusación particular le parece "ciencia ficción", sobre la hoguera de la finca, algo que "va a ver que probarlo, porque en una de las pruebas cuando se hizo el análisis de la tierra de la hoguera allí no sacaron acelerante ninguno, y sino no lo había, es porque no se había echado el gasoil que se dice que adquirió para este fin".

 

Aparte, agrega, "existen otras pruebas respecto a la hoguera que es imposible y demostraremos en el juicio", como el hecho de que "a campo abierto en un día con las climatizaciones que había, cualquier hoguera pueda alcanzar los 1.300 grados de temperatura", a lo que añade que "habrá que demostrar de donde salieron los 350 kilos de leña de olivo que dicen que fueron necesarios".

 

En cuanto a la deducción de testimonio sobre familiares de Bretón que solicita la acusación particular, el abogado recuerda "están amparados por el derecho que les asiste por ser familiares directos" y subraya que "no han intervenido en absoluto en el desarrollo de la investigación". Por lo tanto, "si en un momento se solicitó y no se concedió, en el momento de la vista será igual", apostilla.

 

"Muy difícil" seleccionar un jurado "libre de presión"

 

Sobre el juicio, el letrado sostiene que "va a ser muy problemático el procedimiento de selección del jurado", tras presentar los escritos de las partes y su traslado a la Audiencia Provincial, y es que, "encontrar personas que estén totalmente libres de cualquier presión en el caso Bretón va a ser muy difícil", como razona Sánchez de Puerta.

 

Mientras llega la fecha, Bretón permanece en un modulo aislado del resto de presos, pues, "si pasara a un módulo distinto pudiera tener problemas con otros internos", al tiempo que "sigue preguntando por los niños, como desde el principio, no cambia ni un ápice en su declaración y terminará el juicio y la mantendrá", según su abogado defensor.