Bodegas Protos ha invertido más de 58 millones de euros en los últimos diez años

Las Bodegas Protos, con el Castillo de Peñafiel de fondo. ENOTURISMO

El objetivo ha sido siempre "mejorar la calidad" de sus vinos y adaptarse a los "nuevos tiempos", como han asegurado desde la propia Bodega, para lo que se ha apostado por la "innovación y el liderazgo en el sector".

Bodegas Protos ha invertido más de 58 millones de euros en diez años en diversas áreas de su entramado empresarial para "mejorar la calidad" de sus vinos y adaptarse a los "nuevos tiempos", para lo que ha apostado por la "innovación y el liderazgo en el sector".

 

En cuanto a sus instalaciones, Protos ha apostado entre los años 2004 y 2008 por construir en la Ribera del Duero "una de las bodegas más vanguardistas del panorama vinícola nacional", diseñada por Richard Rogers y que ha supuesto una inversión inicial de 36 millones de euros, según ha informado la bodega en un comunicado recogido por Europa Press.

 

A ello se le suman nuevas inversiones en 2013, con la instalación de una nueva línea embotelladora, que supuso 1,3 millones de euros; la ampliación del parque de barricas en 2014, con una inversión de 1,4 millones de euros, además de implementar un Sistema de Gestión de Almacenes y de un Equipo de Depuración, que comprendieron entre ambos una partida presupuestaria de 400.000 euros.

 

La bodega también invirtió en 1989 en Anguix (Burgos), con el fin de estar "más próxima a sus viñedos viejos de mayor calidad", y en 2004 acometió una ampliación de 2,5 millones de euros.

 

Tras casi veinte años de funcionamiento, este año, con el fin de "mejorar la calidad" de sus elaboraciones y acondicionarla para poder ofrecer en un futuro visitas guiadas, ha realizado una inversión de 1,65 millones de euros en la sede burgalesa.

 

En 2006 Protos construyó una bodega propia de elaboración en La Seca, en Valladolid, lo que supuso una inversión inicial de 6 millones de euros. Dos años después, la bodega llevó a cabo la primera ampliación de las instalaciones, que ascendió a 3 millones de euros, y este año se ha realizado una segunda ampliación para poder acometer la "demanda existente" que supondrá la "duplicación de la capacidad actual" y contará con una inversión de 2,1 millones de euros adicionales.

 

4,2 MILLONES EN INVESTIGACIÓN

 

Estas bodegas han invertido más de 4,2 millones de euros en la investigación de varios proyectos entre los que destaca el 'Proyecto Tinta del País', con el que se busca la "excelencia" en la viticultura y enología a través de la "mejora de la calidad de la variedad de uva autóctona" y del estudio de las técnicas de cultivo, transformación y control en el vino.

 

Otro de los proyectos que ha puesto en marcha es el 'Banco de germoplasma' que es una iniciativa en la variedad 'tempranillo' originaria de Ribera del Duero, con el objetivo de "conservar la autenticidad" de la variedad típica de esta Denominación de Origen.

 

También ha llevado a cabo la 'Caracterización de barricas' a través de un estudio en el que se han incluido hasta 46 tipos distintos de barricas por año, desde las habituales de roble francés y americano hasta otras más diversas procedentes de Rumanía y Hungría.

 

El proyecto 'Cenit- Demeter' ha consistido en la alianza a otras bodegas de toda la geografía española cuyo objetivo es el "desarrollo de estrategias y métodos vitícolas y enológicos" frente al cambio climático y la aplicación de nuevas tecnologías que mejoren la "eficiencia de los procesos resultantes".