Ávila vuelve hoy al nivel amarillo por nieve

Un total de 31 provincias de 13 comunidades autónomas estarán este miércoles en alerta por viento, lluvia, nieve, olas y mínimas de hasta -6ºC en el norte, según la predicción de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

En concreto, Ávila, Granada, Jaén, Zaragoza, Huesca, Teruel, Cantabria, Cuenca, Guadalajara, Burgos, León, Palencia, Segovia, Soria, Lérida, Navarra, Lugo, La Rioja, País Vasco y Asturias estarán en nivel amarillo por nevadas, y León, Zamora y Melilla, por viento.

 

Por temperaturas mínimas, se activará la alerta amarilla en La Rioja, Madrid, Lérida, Gerona, Barcelona, Castilla y León (excepto Valladolid y Salamanca), Guadalajara, Albacete, Cuenca y Huesca.

 

Además estarán en alerta amarilla (riesgo) por lluvia Cantabria, Melilla, Asturias, Guipúzcoa, Vizcaya; mientras que, en el mismo nivel de alerta pero por fenómenos costeros se encuentran Almería, Granada y Melilla, que se elevará a naranja (riesgo importante) en Cantabria, Asturias, Guipúzcoa, Vizcaya, Pontevedra, Lugo y A Coruña.

 

Durante este miércoles, se esperan precipitaciones en Galicia, área cantábrica, Alto Ebro y Pirineos, pudiendo ser persistentes, localmente fuertes y ocasionalmente acompañadas de tormenta, en el cantábrico; chubascos y ocasionales tormentas en Baleares, litoral oriental de Andalucía y Melilla, donde no se descarta que alcancen intensidad fuerte.

 

 

En el resto de la mitad norte y sierras del tercio oriental peninsular, se prevén algunas precipitaciones ocasionales durante la segunda mitad del dia; con predominio de poco nuboso o con intervalos nubosos en el resto. En Canarias, cielos nubosos o muy nubosos en el norte de las islas, con baja probabilidad de lluvias débiles en las de mayor relieve, y poco nuboso con algún intervalo nuboso en el sur.

 

La cota de nieve se situará entre los 500 y los 800 metros en el tercio norte peninsular; y entre los 700 y los 900 metros en el resto de la Península y Baleares.

 

Las temperaturas diurnas experimentarán un ascenso en el suroeste y centro de la Península, entorno de la cordillera ibérica y Baleares, con pocos cambios en el resto; y con heladas en amplias zonas del interior de la Península.

 

El viento soplará del oeste o noroeste en la Península y Baleares, fuerte o con intervalos de fuerte en los litorales cantábrico y de Alborán y, con rachas muy fuertes al final, en Melilla; mientras que en Canarias, soplará del nordeste, ocasionalmente fuerte.