Ávila grita "sí a la vida"

Actividades organizadas por Derecho a Vivir.

La plaza de Santa Teresa de Ávila ha acogido esta mañana varias actividades y exposiciones organizadas por la plataforma Derecho a Vivir para conmemorar el Día Internacional de la Vida. 

Este sábado, la plataforma abulense ha organizado un recorrido fotográfico para mostrar el viaje apasionante que es la vida, desde su comienzo intraútero hasta su final natural, a pesar de los obstáculos que puedan presentarse. 

 

Grandes paneles desafiaban al viento en la Plaza de Santa Teresa y animaban a entrar en el primer hogar que todos los seres humanos hemos tenido: el seno materno, donde todos iniciamos nuestra vida en el preciso momento de unión del óvulo y el espermatozoide, y seguimos creciendo y desarrollándonos sin solución de continuidad durante el embarazo y después del nacimiento.  Ello desmiente la sinrazón abortista que niega la humanidad del ser humano antes de nacer, y deja claro que, tal y como explican la biología celular, la genética, la embriología, el embrión humano es un ser humano desde la concepción y “un fin en sí mismo en todas las fases del ciclo biológico”, como recoge el artículo 51.1 del Código español de Deontología Médica.

 

También se ha reservado una zona para mostrar “el lado oscuro” en el que caen muchas madres cuando no reciben más ayuda que para abortar y son arrastradas (a veces, literalmente) hasta el abortorio, donde entran con sus hijos, pero salen solas, destrozadas. La exposición se completaba con un despliegue de fotografías llenas de vida y color que recordaban que “el parto es la única cita a ciegas en la que seguro conocerás al amor de tu vida”, “los abuelos y los niños dan sentido a la vida” o que “es fácil apoyar el aborto cuando no eres tú al que van a matar”, invitando a “adoptar, en vez de “abortar”,  y a “mirar hacia delante y decir SÍ a la vida”.

 

Numerosas personas que transitaban por el Grande se han detenido a contemplar los paneles y la vitrina que mostraba con modelos tridimensionales el desarrollo del bebé en el útero, y se han sumado al momento estrella del acto: la participación del Mago Miguelín, que con trucos espectaculares como el de la carta que se metía en una naranja ha ayudado a comprender a niños y mayores cómo el niño concebido se encuentra dentro de la madre, pero no le pertenece ni es parte de su cuerpo.

 

La delegada de Ávila por el Derecho a Vivir, Cecilia Real, ha recordado la presencia en París este mismo sábado de más de 1.200 delegados provida de toda Europa en el I Foro Europeo y Premio Europeo por la Vida ONE OF US (Uno de Nosotros), para tratar temas como el aborto, la eutanasia o los vientres de alquiler. El acto ha concluido con la lectura del Manifiesto por la Vida, donde la plataforma ciudadana ha exigido a todos los partidos y al nuevo Gobierno, cuando finalmente se constituya, la derogación de la ley del aborto, que nunca podrá convertir un acto cruel contra un inocente en un pretendido “derecho” que vulnera de forma flagrante el derecho fundamental a la vida de todos, recogido en la Constitución Española; políticas activas de protección a la maternidad y la familia con ayudas suficientes y específicas para situaciones de particular dificultad y para las familias numerosas; y también, y muy especialmente en esta semana del Día Internacional de la Mujer, medidas para una verdadera conciliación laboral y familiar, con el fin de que ninguna mujer tenga que renunciar a su maternidad por el hecho de trabajar.