ASAJA rebaja la cosecha de cereal de Castilla y León a 3.890.000 toneladas

 
La semana que viene las cosechadoras comenzarán de forma intensa su trabajo en los campos de Castilla y León, de las provincias del sur a las del norte de la región y de la cebada al trigo por orden de cultivos. Tras muchos meses de sequía, las lluvias de abril no han podido contrarrestar el calor sostenido y la falta de agua del último tramo de maduración del cereal, y hoy ASAJA estima que la cosecha de Castilla y León sumará aproximadamente 3.889.000 toneladas, lo que significa un 36 por ciento menos de la media de los últimos diez años (unos 6 millones de toneladas) y casi la mitad de lo recolectado la campaña pasada, 6.683.993 toneladas. Además, según datos recabados por ASAJA, las hectáreas afectadas por sequía extrema en la Comunidad Autónoma podrían alcanzar las 400.000.

Por cultivos, los resultados son pobres para todos, pero especialmente malos en el caso de la cebada. Se da la circunstancia de que este año en bastantes zonas se ha segado en verde, porque ya desde hace semanas se veía que los rendimientos no iban a compensar de ninguna manera esperar más tiempo. Detrás de estas malas cifras de cosecha preocupan a ASAJA las consecuencias para el sector ganadero, ya asfixiado por los costes de alimentación de su cabaña. En este sentido, ASAJA pide que agricultores y ganaderos, así como a sus cooperativas, refuercen las relaciones comerciales directas entre particulares, para evitar la entrada de intermediarios que inflen artificialmente los precios de una producción escasa. Igualmente, la OPA recuerda que en años como éste, de escasez de un subproducto como es la paja, es fundamental que se dé preferencia a nuestros ganaderos para acceder a ella.

Otra consecuencia de esta pobre cosecha es que la aportación del campo al PIB de Castilla y León será más reducida que en años anteriores, lo que en periodos de crisis profunda como el actual significará necesariamente un retroceso económico en una Comunidad Autónoma en la que el sector agrícola es un motor muy importante.