Alonso, inmovilizado y trasladado al hospital tras el Gran Premio de Abu Dhabi

Fernando Alonso, en la camilla

Fernando Alonso tuvo que ser inmovilizado y trasladado al hospital, de forma preventiva, tras disputarse el Gran Premio de Abu Dhabi donde se lastimó la espalda debido a la fuerte sacudida que sufrió su monoplaza al intentar evitar un choque con su compañero de Toro Rosso, Jean-Eric Vergne.

Fernando Alonso tuvo que ser inmovilizado y trasladado al hospital, de forma preventiva, tras disputarse el Gran Premio de Abu Dhabi este fin de semana, donde se lastimó la espalda debido a la fuerte sacudida que sufrió su monoplaza al intentar evitar un choque con su compañero de Toro Rosso,Jean-Eric Vergne.

 

Fernando salía de boxes a una velocidad superior a los 240 km/h cuando se encontró con el coche de Vergne. Para intentar evitar la colisión, el monoplaza del asturiano saltó por encima del piano lo que le provocó un impacto muy fuerte. Tanto, que habría hecho que Alonso soportase un impacto de aproximadamente 25G, lo que podría haber afectado a sus vértebras.

 

En ese momento, uno de los sistemas de control de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA), encargado de medir la fuerza que soportan los vehículos en dichas situaciones, se activó automáticamente, por lo que se hace obligatoria la revisión para el piloto.

 

Al terminar la carrera, Fernando fue inmovilizado y trasladado al hospital para realizarle dicha revisión. El piloto pudo hablar y tranquilizar a todos sus compañeros y seguidores: "Todavía tengo todos mis dientes después del impacto. La espalda, obviamente, me duele un poco. Pero estaré bien para Austin seguro" afirmaba el piloto.

 

Vergne también habló, y agradeció a Fernando su maniobra: "Ha evitado un accidente entre los dos que podía haber sido muy grave. Yo iba más lento y no le vi llegar", declaró el piloto de Toro Rosso.