Acaip denuncia una situación "insostenible" en Topas tras nuevos altercados

El sindicato Acaip ha vuelto a solicitar a la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias (II.PP.) una ampliación de personal en el Penal de Topas para reconducir una situación "insostenible", tras registrarse esta semana nuevos alternados.

Según consta en un comunicado emitido por el sindicato de prisiones, el miércoles se produjeron momentos de tensión tras las protestas de los internos a la hora de la cena; el jueves se registraron apuñalamientos a varios internos y el viernes dos internos intentaron apuñalar a un tercero durante el reparto de la cena, "uno de los momentos regimentales de mayor peligro".

Acaip ha dado parte a la Secretaría General de IIPP de lo "insostenible" de la situación, al tiempo que ha solicitado una reducción del número de internos en el centro que, como consecuencia de las obras que se realizan en el penal, "estaba masificando" los módulos que albergan a los internos con trayectoria penitenciaria más conflictiva.

Según las mismas fuentes, la situación es "tan difícil" que internos que han protagonizado "gravísimos" incidentes en diferentes prisiones han trasladado a los funcionarios su deseo de ser enviados a otros centros, "porque no aguantaban la situación existente".

Asimismo, el sindicato ha demandado dotación de personal ante la "carencia" de efectivos que padece el centro, al no haberse cubierto la perdida de efectivos. Topas cuenta con "45 vacantes sin cubrir", la mayor parte en el área de Vigilancia, la que "más está sufriendo" la situación existente.

"La Secretaría General ha hecho caso omiso a estas peticiones e igualmente ha hecho caso omiso a las solicitudes realizadas desde el Sindicato para poder mantener una reunión con el Secretario General e informarle personalmente de lo que está sucediendo", ha lamentado.

REPARTO DE MEDICACIÓN

El Sindicato ha alertado igualmente de la inadecuada forma en la que se realiza el reparto acumulado de la medicación, "problema" que se repite en "muchos" centros penitenciarios y que "puede estar siendo la causa" tanto de agresiones entre internos como de sobredosis. "Y, en todo caso, de multitud de conflictos en nuestro centro y otros centros penitenciarios", ha reflexionado.

En este sentido, el sindicato ha lamentado que ante todos estos "despropósitos", lo "único" que ha hecho la Secretaría ha sido enviar a la Inspección Penitenciaria para "intentar culpar" a los trabajadores de sus propias deficiencias.

Por estos motivos, Acaip, "visto desde la Secretaría no se atienden las llamadas de auxilio de la plantilla", ha anunciado que estudia la interposición de sucesivas denuncias ante la Inspección de Trabajo y, si fuese necesario, ante los Tribunales, para intentar que estos problemas se corrijan.

Asimismo, han solicitado que el subdelegado del Gobierno en Salamanca, Javier Galán, quien "siempre les ha atendido y ayudado", haga de mediador entre la Secretaria General y la plantilla del Centro, "antes de que la situación se torne aún más difícil de lo que ya es".