500 personas se concentran en Candeleda en contra de la privatización del agua

Unas 500 personas acudieron ayer a la Plaza del Castillo de Candeleda a la concentración convocada por la Plataforma contra la Especulación Urbanística y Ambiental de Candeleda en protesta por la decisión adoptada por el ayuntamiento de privatizar la gestión del ciclo integral del agua

En la tarde de ayer, unas 500 personas han acudido a la Plaza del Castillo de Candeleda a la concentración convocada por la Plataforma contra la Especulación Urbanística y Ambiental de Candeleda en protesta por la decisión adoptada por el ayuntamiento de privatizar la gestión del ciclo integral del agua.

 

Se ha informado a la población de la situación actual del proceso, que está en una fase muy avanzada, cercana a la adjudicación del contrato a una de las cinco empresas que han concursado. El pasado miércoles se constituyó la Mesa de Contratación, que hubo de suspenderse porque dos de las empresas no cumplían con alguno de los requisitos obligatorios. Según las condiciones, tienen 3 días para subsanarlos.

 

A la concentración han acudido miembros de la “Red por una Nueva Cultura del Tajo y sus Ríos”, que han apoyado unánimemente la convocatoria, a la que se han adherido con un manifiesto que ayer hicieron público en los medios de comunicación. Esta Red engloba a más de 100 organizaciones ambientales, deportivas y culturales repartidas a lo largo de toda la cuenca del Tajo.

 

En la concentración se ha leído un manifiesto y se ha anunciado que el próximo viernes 21 de diciembre, se celebrará una mesa redonda abierta a todos los ciudadanos con el título de “La gestión del agua a debate: pública o privada”, a la que se ha invitado al Ayuntamiento para que expongan las razones que les han llevado a tomar la decisión de privatizar el servicio.

 

Así mismo, contarán con la presencia de Nuria Hernández Mora, presidenta de la Fundación por una Nueva Cultura del Agua FNCA) y de Luis Babiano, gerente de AEOPAS (Asociación Española de Operadores Públicos de Abastecimiento y Saneamiento).

 

Durante la concentración se informó a la población de "que si el Ayuntamiento quiere, aún puede dar marcha atrás al proceso privatizador, ya que aún no ha adjudicado el contrato a ninguna empresa".

 

"El equipo de gobierno debe ser consciente de que el pueblo quiere que se le escuche, y que una decisión para 30 años, y relativa a un recurso primordial como es el agua, no debe tomarse tan a la ligera", reivindica la Plataforma.

 

La Plataforma quiere "como mínimo un debate público y que la decisión de privatizar o no, sea sometida a la voluntad popular mediante referéndum".

 

Para finalizar, hubo varias intervenciones de vecinos, en las que el tema común fue el expresar de uno u otro modo “que las empresas están para ganar dinero y por tanto, los beneficios son para ellas, y las pérdidas para los ayuntamientos”. Y que“en aquellos lugares en los que la gestión está ya privatizada no ha mejorado la calidad del agua y además siempre ha habido aumentos tarifarios desmesurados”.