13.000 folletos para dar a conocer el estado de las cuentas del Ayuntamiento, con 60 millones de deuda

En las próximas fechas la formación de izquierdas buzoneará 13.000 folletos por la ciudad en la que da a conocer el estado de las cuentas municipales y que, apoyados en las cifras del Consejo de Cuentas de Castilla y León, se sitúan en 60 millones de euros de deuda.

“Los abulenses tienen derecho a conocer la realidad de la economía del Ayuntamiento de Ávila”. Un objetivo con el que el grupo municipal de Izquierda Unida pone en marcha una iniciativa que llevará a la formación de izquierdas a buzonear en las próximas fechas un total de 13.000 folletos “con los que queremos que los abulenses sepan lo que está ocurriendo con el dinero de sus impuestos”.


Se pone en marcha con ello una nueva iniciativa del grupo municipal de Izquierda Unida con la que se pretende hacer llegar a los abulenses “el estado de la economía municipal”, cifras que arrancaban en 2013 con 60.736.674 millones de euros de deuda, (cerca de 1.012 euros por habitante) “y que podrían ser más al cierre económico del 2013” del que se está pendientes. Cifras apoyadas por el Consejo de Cuentas de Castilla y León, que “nos dan la razón”, señala Montserrat Barcenilla, portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Ávila.


Un panorama de “deudas y más deudas, en una ciudad donde son muchos los abulenses que han perdido su trabajo, muchos los que ya no perciben ninguna percepción económica y en la que las expectativas de futuro son escasas” analiza Montserrat Barcenilla, que teme un 2014 “de más recortes” y solicitudes de créditos” tras la aprobación por parte del Partido Popular de los Presupuestos Municipales del 2014, una cuentas de las que el grupo municipal de Izquierda Unida de Ávila optó por ausentarse del debate “por responsabilidad y después de mucho meditarlo”. “No podíamos debatir ni votar unos presupuestos irreales donde el PP se aventura a aumentar a los 2,7 millones de euros en la venta de parcelas cuando en el 2013 únicamente se ingresaron 100.000 euros”. Y todo ello con la necesidad de destinar hasta un 10% del presupuesto – 6,1 millones de euros- al pago de deudas a los bancos, prioridad en el gasto por culpa de la reforma express de la Constitución por parte del PSOE.


 Un escenario “que supone menos servicios para los abulenses”, que ven cómo se han reducido el número de días que se recoge la basura, se les cobra una nueva tasa por el reciclaje y el tratamiento de la misma, se han reducido el número de líneas de autobús, “que ya no pasa por los barrios anexionados”, el agua cuesta un 18% más de lo que debería costar…

 

¿De dónde procede la deuda de 60 millones?

 

Hasta 51.697.593 millones de euros proceden de deudas a los bancos. Deudas que se arrastran desde 2009 y que se han venido incrementando en los últimos años con la solicitud de préstamos. En 2009 11,5 millones de euros para un Plan de Ajuste, en 2011 2,3 millones del Plan Línea ICO, en el 2012 el I Plan de Pago a Proveedores con 10 millones de euros, “y el último 1,2 millones de euros en el 2013”.


Hasta 5,8 millones de euros de deuda mantenía el Ayuntamiento de Ávila con Aqualia al inicio del ejercicio económico del 2013 como consecuencia del adelanto del pago del canon del agua. Un servicio privatizado en manos de Aqualia hasta 2038.


 Por último 3,1 millones al Estado por el exceso de las aportaciones en los años 2008 y 2009.