E blazquez 80x111 original

EL JARDÍN DE HÉRCULES

Eduardo Blázquez

LA CASA GRANDE DE MARTIHERRERO

Acasagrande2 detail

La Casa Grande de Martiherrero es una inmensa morada alada; conformada por edificios singulares, iluminada por sus moradores, el paisaje sugiere la vida en una isla suspendida, como los jardines floridos y húmedos descritos en los libros clásicos.

 

 

Las personas con capacidades diferentes se integran en la sociedad con facilidad y fragilidad, con respeto y con generosidad, gracias a la brillante labor del equipo humano y profesional de la Casa Grande; se trata de un sabio grupo, dirigido y orquestado por Pura Alarcón, dama cálida y rigurosa, con gran capacidad para valorar y cuidar la dignidad y la felicidad de los moradores de la Casa Grande.

 

 

Al entrar en la Casa Grande, de inmediato, te adentras en un mundo de sensaciones, todo te transforma, las miradas y el tacto, el sonido de las palabras y el lenguaje del cuerpo. Además del placer de las sensaciones, te invade el placer inducido por la Imaginación de las personas sublimes de la Casa Grande.

 

 

Esther Martín, uno de los ejes de la C.G., ha definido y creado la Cátedra Cultural para potenciar el conocimiento transversal de los moradores de la C.G; dentro y fuera de esta isla de Martiherrero, este proyecto integrador define un nexo de unión entre exterior e interior; evocando a Leonardo, la Imaginación y la Fantasía, se potenciarán para crear un documento vivo y con capacidad para explicar la galería de retratos que representan las personas que definen la Casa Grande.

 

 

Como paneles móviles, las imágenes creadas se montan y se desmontan en la C.G., para reconfigurar una imagen de Belleza elevada. Al recorrer los rostros de los moradores y descifrar sus gestos, se reconocen las imágenes integradoras; ante los moradores, me asaltaron una sucesión de lienzos-collages cubistas, esa visión, que siempre irá unidad a las personas que viven en C.G., me confirman la singular belleza de las personas con capacidades singulares, personas sublimes, con una templanza que han canalizado sus profesores, damas y hombres que componen un enigmático rompecabezas, un Sueño eterno que definen los jardines interiores, jardines de cristal.

 

 

Se trata de personas insondables que, en breve, bailarán con tutús, son almas tan libres que no diferencian los géneros pues los ensamblan con naturalidad, con la dimensión y el carácter de los personajes de Cervantes y de Calderón de la Barca; con la poesía diversificada y múltiple de Picasso, nos alimentan para convertirnos, desde su mirada poliédrica, en esponjas de mar.

 

La Casa Grande representa la Luz.

Comentarios

Fatima 19/09/2016 16:26 #1
“Justo lo que buscaba, muchisimas gracias” Fatima

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: