Siluetasalvahernandez copia original

Desde mis pedales

Salva Hernández
Blog personal de Salva Hernández sobre el mundo del ciclismo, rutas, técnicas, consejos, etc...

En ruta al Santo Cristo de Cabrera

Como cada año, el 18 de junio se celebra la festividad del Santo Cristo de Cabrera. Año tras año son miles los salmantinos que acuden puntuales a dicha celebración, este año aprovecharemos también el festivo día, para realizar la ruta con nuestras bicicletas.

Para llegar hasta Las Veguillas, localidad donde se halla la ermita del Cristo, desde Salamanca, hemos de coger la carretera de Vecinos. Nosotros, en nuestra ruta, una vez pasemos la localidad de Aldeatejada vamos e elegir la carretera de la izquierda, la carretera de San Pedro de Rozados, carretera muy típica para las salidas de los ciclistas salmantinos.

 

Tras unos kilómetros por esta carretera vamos a encontrarnos de nuevo otro cruce, a la izquierda, se aprecia claramente la famosa Cuesta de la Varga. No es esta nuestra carretera hoy, la nuestra sigue a la derecha, buscando primero Santo Tomé de Rozados, y San Pedro de Rozados posteriormente.

 

Esta parte de la ruta se hace bastante dura, es por eso por lo que es tan frecuentada. La carretera se presenta con continuas subidas y bajadas, pequeñas, pero, que en el caso de las subidas, te hacen esforzarte de lo lindo.

 

Tras pasar el cruce de San Pedro de Rozados, el firme de la carretera empeora, y así será ya hasta Las Veguillas. Es esta una zona en la que de vez en cuando merece la pena pararse y disfrutar de las fincas que hay a ambos lados de la carretera. Abundan las fincas de ganaderías de toros bravos, muchísimas en esta zona, pero también las hay de caza mayor, y si nos fijamos bien, en alguna de ella podremos observar, bastante poca distancia, manadas de rebecos y ciervos. Puedes pararte en la carretera y contemplarlos tranquilamente.

 

Seguimos pedaleando y rápidamente llegamos a Las Veguillas. Desde allí, una vez llegamos al pueblo ya no tenemos pérdida, a la derecha parte la carretera que nos conduce hasta la explanada donde está la ermita del Santo Cristo de Cabrera. Son apenas dos los kilómetros los que nos separan de la ermita, totalmente llanos.

 

Si el día que hemos elegido para venir es el mismo día de la festividad vamos a encontrarnos con la campa abarrotada de gente, con diferentes lugares para poder comr y beber. Si es otro día el que nos animamos a visitar la ermita, la tranquilidad será practicamente total, y el disfrute del lugar será mayor, aunque, como para los colores, hay gustos para todas clases y gente que prefiere honrar al Cristo el día de su festividad y otros de forma individual.

 

Para la vuelta a Salamanca vamos a elegir una ruta alternativa en vez de hacerlo por la misma carretera. Iremos desde Las Vegillas hasta Vecinos, y desde allí, ya si, vendremos directos hasta Salamanca. Será esta última una variante mas aburrida, ya que abundan las largas rectas, mas aburridas para los ciclistas, pero al menos ganaremos en calidad del firme de la carretera ya que ésta está impecable. Desde Vecinos los kilómetros hasta Salamanca son unos treinta, por lo que, cuando lleguemos hasta el Puente Romano, punto final de nuestra ruta de hoy, habremos completado una salida superior a los setenta kilómetros, lo cual no está nada mal.

 

twitter: @desdemispedales

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: