Felixangel blog original

Desde el alero

Félix Ángel Carreras
Opinión variada y de actualidad

23 de abril. Día de Castilla y León

Fiesta detail

Castilla y León celebra este martes su fiesta regional. Una jornada de celebración y reivindicación marcada por la pregunta de siempre: ¿Existe un verdadero sentimiento autonómico?

Para muchos, la respuesta directa es no. No rotundo porque la celebración de la fiesta de Castilla y León se asocia a Villalar de los Comuneros e inmediatamente después a Valladolid como si fuera una condición absorbente y excluyente.

 

Es curioso. Tenemos absolutamente interiorizado que la Junta de Castilla y León gestiona nuestros más importantes servicios comunes (sanidad, transporte, infraestructuras, educación, etc.), pero nos cuesta asociarnos a una idea genérica que englobe como tal un espíritu de sentimiento positivo a lo que representa nuestra Comunidad.

 

Buena parte de esa responsabilidad recae en los medios de comunicación, demasiado marcados por una cuestión provincial que en general se ha convertido en rivalidad permanente. Para ello ha sido necesaria la irrupción de una clase política que durante mucho tiempo ha vivido instalada en el mensaje del miedo basado en una cuestión tan simple como culpar a un teórico centralismo de toda la dispersión regional. Bastaría con consultar los datos de inversión de la Junta de Castilla y León en los últimos años para comprobar que, precisamente, Valladolid no es la provincia mejor tratada presupuestariamente pero vende mucho más ese victimismo que ha creado incluso una máxima no escrita entre los políticos de esta Comunidad: el presidente de la Junta no puede ser de Valladolid. Y así ha sido durante nuestra historia autonómica aunque, digo yo, esa estúpida norma tendrá que cambiar en alguna ocasión.

 

Para otros, entre los que me incluyo, Castilla y León es una gran Comunidad que no debe mirarse continuamente en el espejo de al lado sino aprovechar las sinergias provinciales que nos da la proximidad y todos los valores que nos empeñamos en minusvalorar por esas rencillas históricas que no conducen a nada.

 

Cierto es que tenemos un recorrido autonómico un tanto artificial por aquellos apaños políticos de hace décadas que muchos todavía no han superado. Cierto es que Villalar no solo se asocia a Valladolid, sino también a que es una fiesta por y para la izquierda de esta Comunidad que el PP asume con amarga resignación. Ciertas son tantas cosas que las estaríamos enfrentando a lo que también aporta positivamente para pesar en una absurda balanza que nos hace muy poco prácticos.

 

Tenemos una fiesta. Nuestra fiesta como Comunidad señalada este 23 de abril en Villalar porque en su campo de batalla los comuneros de Castilla defendieron su causa en 1.521 con el precio de sus vidas. Y en ese campo, denominado popularmente como campa aunque los castellanistas defienden que se debería llamar era, celebramos este día de Castilla y León sin ser todavía conscientes de que tenemos muchas cosas que nos unen frente a las que nos separan.

 

 

Comentarios

Eloy 23/04/2013 23:18 #1
Excelente reflexión. Vengo de Villalar y he visto disposición de la gente por creer en nuestra tierra. Espero que ese sentimiento se afiance con el paso del tiempo. Y lo dice un leonés afincado desde hace 25 años en Valladolid.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: