Esther original

Delirios en femenino

Esther Pedraza

El año del mono

Mono detail

Estamos a punto de entrar en el año del mono, ¿no lo sabían? Los grandes almacenes ya empiezan a bombardearnos con esta celebración porque los chinos tienen mucho peso. En su tierra y fuera de ella. En España hay mas de 120.00 censados, lo que nos da una idea de cuántos pueden vivir fuera de sus fronteras. El día 8 comienza el año del mono, pero no de cualquier mono, es el año del mono de fuego, también llamado mono rojo. Los paralelismos son inevitables. 

Dicen los “estudiosos” de este campo que el mono es un animal astuto, travieso, tramposo y atento. Para ganarle la partida hay que ser mas astuto que él y pensarse las cosas un par de veces antes de tomar la decisión. Este año promete ser un año de cambios rápidos, especialmente en agosto, y de peligros sino se afianza uno en la sabiduría adquirida a lo largo de la vida.

 

El mono tiene la habilidad de descubrir soluciones nuevas a viejos problemas, por eso nos auguran un año muy vivo, en el que sólo tendremos que preocuparnos por no hablar más de la cuenta. Para el mono hablar es rápido y gratis y no siempre se alcanzan los objetivos con diarreas verbales. Además nos hemos enterado de que es un año malo para los que tienen este signo.

 

Ninguno de nuestros cuatro líderes políticos ha nacido en el año del mono,  por lo que nos quedamos igual de intranquilos. Pedro Sánchez es rata, el primer animal del horóscopo cuyo puesto se ha ganado por su astucia. La rata, dicen, es escurridiza, tiene cualidades de líder y utiliza su encanto para lograr sus objetivos, pero nunca muestra sus armas y se lleva la palma en el arte del disimulo. Sus puntos negativos son su ambición y su enorme atracción por el poder. Este año les aconsejan que no busquen sus objetivos solos, sino que se alíen, que construyan nuevas relaciones.

 

Pablo Iglesias es caballo. Los caballos son los nómadas, los que saltan de proyecto en proyecto impulsados por su espíritu libre y desbocado. Destacan por su simpatía y buscan el aplauso, que consiguen. Pero les pierde el querer conseguir los resultados al momento y su falta de paciencia. El caballo es  muy locuaz pero le cuesta escuchar.  Es brillante y consigue el éxito. Para este año les aconsejan que traten de entrar en alianzas nuevas utilizando su encanto personal y que si quieren alcanzar sus metas, en mayo es  buen momento.

 

Albert Rivera y Mariano Rajoy pertenecen al signo de la cabra. Hay entre ellos 24 años de diferencia. Rajoy es cabra de madera y Rivera cabra de tierra. En común tienen que la cabra es generosa, dócil, intuitiva y modesta. Sufre con los cambios si no está preparada para controlarlos. Es honesta pero carece de organización y desperdicia sus energías. La diferencia está en que la cabra de madera es amable y compasiva, y muchos se aprovechan de su bondad, y la cabra de tierra es estable, independiente y sólida,  y su amor por la vida es contagioso.

 

La cabra no parece tener espíritu de líder, y para este año les aconsejan que empleen sus capacidades en iniciar proyectos que antes nunca hubieran comenzado, pero que sean claros y establezcan un plan si los quieren llevar a buen puerto.

 

Después de iniciar este juego me quedo algo noqueada. Los horóscopos, sean de aquí, de los Andes o del Himalaya, siempre me han divertido porque, pese a no tener ninguna evidencia científica, resultan a veces extremadamente clarificantes acerca del comportamiento de las personas. Pero todo hay que tomarlo con mucho escepticismo. Por eso prefiero divertirme jugando y dejarles a ustedes que hagan lo propio.

 

Una de las cabras se ha tirado al monte y llora escondida en su cueva. La otra camina con paso firme hasta el último risco de la montaña, aunque hubiera preferido que le acompañara la otra cabra, porque para eso son de la misma especie. La rata, mientras tanto, ha salido de la madriguera dispuesta a comerse todo el queso, el propio y el ajeno, sin preocuparse ni un minuto sobre si ese queso está soportado en una trampa o viene envenenado de fábrica. Y por último, el caballo anda relinchando sin parar, mostrando su casco en el aire a una rata que se sabe mover y que puede ganarle la partida escondida en su aparente pequeñez.

 

El año del mono habla de alianzas. Canovas del Castillo aseguró hace más de un siglo que: “No hay más alianzas que las trazan los intereses, ni las habrá jamás”. Ahora queda esperar que nuestros intereses sean los intereses de los que se van a aliar, aunque de fe vayamos escasos.

Comentarios

Yol 08/02/2016 09:33 #2
Qué curioso !!! Será un horóscopo pero se acerca tanto a la imagen que nos trasladan los cuatro políticos citados .... Ojalá sus intereses sean nuestros intereses. Encomendémonos al Santo Sentido Común, el mejor del santoral.
Domingo 07/02/2016 13:41 #1
Muy propio, me encanta, yo no soy de horóscopos, pero estos chinos han dado de pleno, al menos con estos "líderes nuestros"

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: