Blog autor

Ciudadano Magenta

Upyd Upyd

Cuando lo barato sale caro

 

€œCompra sólo lo necesario, no lo conveniente. Lo innecesario, aunque cueste un solo céntimo, es caro€, dijo Séneca.

Que estamos en crisis ya no es noticia. Que las cuentas municipales están en números rojos, tampoco. Y ya nos hemos acostumbrado a los recortes casi diarios, siempre con la excusa de la agónica situación económica.

Está claro que es necesario apretarse el cinturón en los servicios y las acciones municipales. Ahora, más que nunca, los dirigentes del Ayuntamiento dicen buscar el ahorro y la eficiencia, pero nunca antes ha sido así. Y yo me pregunto por qué no han buscado las mejores ofertas, los servicios más eficaces y ajustados al precio hasta que no ha llegado, como una apisonadora, la época de las vacas flacas.

Se han despilfarrado miles de euros en servicios prescindibles y actividades estúpidas durante años, que han dejado un agujero creciente en las cuentas municipales, por el que se escapan ahora los proyectos de futuro y los jóvenes abulenses.

En los años de bonanza, los ayuntamientos se convirtieron en proveedores casi gratuitos de servicios de entretenimiento y han querido acallar la voz crítica ciudadana con chocolates con churros y programas similares a los de los hoteles de todo incluido. Pan y circo. Sin pensar en que lo innecesario, advertía Séneca, por muy barato que salga es siempre caro.

Pero parece que no pasa nada, que los ciudadanos somos meros paganos de la mala gestión de los que nos han gobernado durante años, sin hacer nunca autocrítica ni pararse a pensar a largo plazo en el futuro que los abulenses depositaron en sus manos.

Esa confianza, ese voto, esa esperanza en un gestor político no se ha visto compensada desde los partidos con personas preparadas para ejercer cargos de liderazgo en instituciones que no solo manejan el destino de ciudadanos y ciudades, al contrario. Se ha visto castigada por gestores infectados por intereses personales, auténticos ineptos en gestionar un país, una ciudad, un pueblo, más centrados en sacar tajada de cajas de ahorros que los han premiado con viajes al extranjero a gastos pagados y jugosas comisiones que en mantener la obra social y cultural que sostenía la razón de ser de estas entidades financieras.

Ahora, lo mínimo es reclamar su responsabilidad €“que incluya responder con su patrimonio personal, alimentado por los ahorros de muchos ciudadanos de a pie- a esos gestores políticos metidos a nuevos ricos y ahora a santos inocentes. Al menos ellos tienen la suerte de que el BCE, la Unión Europea y super Merkel salen a su rescate. Pero Âży quién rescata a los ciudadanos?

Asunción Escobar
Concejala del Grupo Municipal de UPyD en el Ayuntamiento de Ávila

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: