Blog autor

Blog Miguel Refoyo

Tribuna de Salamanca

PingĂźinos, templarios y aliens

Dos comedias con Simon Pegg y Nick Frost y Jim Carrey, respectivamente, y una sangrienta historia medieval son los estrenos destacados de la semana.

Simon Pegg y Nick Frost son dos actores cómicos británicos que, para el público generalista, puede que sean dos desconocidos. Sin embargo, para los fans especializados son dos clásicos modernos gracias a su complicidad con Edgard Wright y a sus dos éxitos más sonados; la revisitación del género zombie en clave de comedia con €˜Zombies Party€™ y el de las €˜buddie movies€™ policiacas con €˜Arma fatal€™. Cada uno por separado ha intentado avanzar dentro de los contornos de Hollywood.

Wright cambió de registro sin sus dos actores fetiche con €˜Scott Pilgrim contra el mundo€™ y Pegg (€˜Star Trek€™ y poniendo voz a algún €˜blockbuster€™) y Frost (€˜Grindhouse€™ o €˜Radio encubierta€™) haciendo pinitos en la gran industria. Ha tenido que ser un especialista de la comedia, Greg Mottola (€˜Supersalidos€™), el encargado de volver a reunir al duplo de probada eficiencia cómica para una película extravagante y €˜freak€™ como €˜Paul€™. La trama mete de lleno al espectador en la subcultura del cómic y la esencia €˜freak€™ al seguir a dos locos por la ciencia-ficción que peregrinan para asistir a la Comic-Con de San Diego, evento multitudinario donde se revelan los secretos y las novedades más esperadas del mundo del cómic y el cine de género.

En el camino, un alienígena llamado Paul (la voz corre a cargo de Seth Rogen, aunque aquí en España no, claro), que lleva oculto más de medio siglo en la base militar de alta seguridad denominada como Área 51, se escapa para meterse en la caravana de estos dos flipados. La aventura les llevará a huir de los servicios federales, del ejército y por el padre de una joven a la que han secuestrado accidentalmente. El guión corre a cargo de Pegg y Frost y es un derivado a modo de ofrenda de las películas de Spielberg y Lucas, de las novelas de género, del fandom catódico, de los cómics y el humor descacharrante típico de estas fechas.

De Estados Unidos y también con el sello de película de verano aterriza €˜Los PingĂźinos del Sr. Popper€™, inspirada en un clásico de la literatura norteamericana y escrita por Richard Atwater y Florence Atwater que fue galardonado con el premio Newbery Honor Book en 1939. Es el vehículo que sirve al histriónico Jim Carrey para regresar a la comedia, dominio en el que ha cosechado sus mayores logros. Aquí da vida a un excéntrico hombre amante de la Antártida que vive una vida gris y rutinaria sin ninguna perspectiva.

La cosa cambia cuando recibe una caja con un pingĂźino y después otra con otro pingĂźino hembra. Con ambos formará una nutrida prole palmípeda y aprenderá a convivir con ellos en casa. Una divertida y familiar aventura donde el cómico tiene la oportunidad de volver a ofrecer a su público todo tipo de gestualidad y humor físico acompañado de pingĂźinos digitalizados. También destaca la aventura épica y medieval dirigida por Jonathan English €˜Templario€™, que se ubica en el año 1215 y donde el rey Juan I de Inglaterra es obligado a firmar la Carta Magna para después hacerse con los servicios de unos mercenarios para buscarla y recuperar así la monarquía absoluta. Pero no contaba con la posición de un caballero templario y un grupo de bravos guerreros se enfrentan al Rey tras los muros del Castillo de Rochester.

Con un reparto de lujo compuesto por Paul Giamatti, James Purefoy, Brian Cox, Mackenzie Crook, Jason Flemying, Derek Jacobi y Kate Mara. Para su realizador el factor europeísta es trascendental para dotar de veracidad la historia: €œLa Edad Media remite siempre a la historia del Viejo Continente y ofrece un escenario muy estimulante en el que rodar una película de acción. Mucho mejor que si todo sucediera en Estados Unidos, donde todo es más contemporáneo€. El rodaje de €˜Templario€™ se rodó en los estudios de Gales Dragon International Film Studios, muy próximo a Llanharan. Además de espectaculares batallas y épica en estado puro, el rigor histórico sobresale gracias a un equipo de dirección artística que erigió una réplica del Castillo de Rochester absolutamente fascinante.

También se estrenan la tragicomedia francesa €˜Silencio de Amor€™ acerca de un profesor de música que vive con su hija adolescente y su hermano enfrentado al descubrimiento del amor por parte de su joven descendiente. Por último, de Italia llega €˜La prima cosa bella€™, drama en clave de comedia familiar sobre una estirpe marcada y separada por la elección hace muchos años, de la madre de la familia como 'mamá más bella del verano' en un chiringuito de playa de Livorno.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: