E roberts 80x111 original

Amuletos contra el desastre

Laura Emily Roberts

Safo y la pasión como maestra

Primero, ella muere. Después, ama. Helene Cixous

Safo enseñaba para aprender. En su €œCasa Servidora de las Musas€ en Lesbos €“actual Mitilene€“ preparaba a las jóvenes en edades casaderas a recitar poesía, a bailar, a cantar. Para ella, la sociedad requería esto. Pero ella también aprendía de sus alumnas: se enamoraba de ellas. De ahí surgía su poesía; no de los versos medidos y calculados, de las celebraciones sociales, de lo esperado, sino de lo más sencillo y a la vez misterioso: la pasión.

Al contrario de lo que escribe Cixous (€œ!Y aun así escribe!€, añade), Safo primero nace, después ama (y, por supuesto, escribe). Porque quien enseña no busca otra cosa que no dejar nunca de aprender, y qué mejor manera de hacerlo que siguiendo lo que es aún desconocido, sobre todo, en nosotros mismos.

Porque nadie es inmune a la belleza oculta. A su búsqueda. (ÂżLa encontramos o nos encuentra?)

 

Así lo demuestra Safo en su €œElogio a Helena€:

 

Algunos dicen que un ejército de caballería,

o de infantería, o una escuadra de navíos,

es lo más bello sobre la oscura tierra.

 

Yo digo que es lo que uno ama.

 

Y muy fácil es que todos lo comprendan.

Porque Helena, que conoció a los más bellos hombres,

abandonó a su marido, el mejor de todos ellos,

por navegar a Troya,

sin acordarse de hijos ni del cariño

de los padres !Tan lejos desvió Cipris a la amante!

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: