Silueta juliocesar original

A mí que me registren

Julio César Izquierdo

La intención no es suficiente

Dame febreros que tengan corazón y cupidos libres de algodones volanderos. Quiéreme a lo pesado y a lo ligero y cuenta que tendrás cariño para todos los del pago y los del dividendo. Porque ellos abonan como todo hijo de vecino, además de la parcela, los conceptos estipulados por la ley de la oferta y la demanda.

Dame febreros, que eneros ya se fueron con niebla de otros tiempos y olvídate de los fríos de la soledad, que esos ya me los rasco yo al fuego de la trébede.

 

Dame intérpretes y emisarios que no se pierdan por el camino y líbranos Señor de los que se encuentran a sí mismos por aquí, como sorprendidos y contentos de haberse conocido.

 

Dame febreros que tengan intenciones de asfalto donde ahora hay agujeros negros y dame alegrías para las solanas añejas y los colegios sobrados de pasillos y ventanas.

 

Dame lo que nos corresponde, que será algo menos de lo prometido y algo más de lo ejecutado y miente en letra pequeña si quieres, pero que el titular sea de ejecución en varias fases.

 

Busca soluciones a problemas viejos con fórmulas nuevas y escucha la voz de los que resisten, de los menos que van quedando para mantener la esencia de una tierra que sigue siendo de todos, más allá del trimestre de la canícula.

 

Dime que vendrás antes a preguntar cómo estamos y cómo nos va, que sabremos dar las gracias por lo conseguido, que los cortés no quita lo valiente.

 

Dame febreros que tengan luminarias de Candelas y marzos que arrimen vientos de esperanza, aunque sea mínima.

 

Dinos si somos todos de la misma guerra y paz, o si cada cual escribe el manual de la supervivencia rural a su manera. Y piensa que las voces críticas no son las enemigas, porque el lamento es la antesala del cerrojazo a cal y canto.

 

Y cuenta si salen los números o si tal vez cantan por soleares en vez de por jotas y danzas.

 

Dame febreros de más días y más claridad, trabajando juntos, creyendo juntos, avanzando juntos.

 

Mientras tanto, levántate morenita, levántate resalada, levántate que ya viene el lucero de la mañana…

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: